La OBC se estrena en el Mercat

La orquesta, dirigida por Rubén Gimeno, ofrece un programa que une música y danza

La Orquestra Simfònica de Barcelona i Nacional de Catalunya, OBC, debutará en el Mercat dirigida por Rubén Gimeno.

La Orquestra Simfònica de Barcelona i Nacional de Catalunya, OBC, debutará en el Mercat dirigida por Rubén Gimeno. / ARCHIVO

2
Se lee en minutos
MARTA CERVERA / Barcelona

La OBC se estrena en el Mercat de les Flors con un programa didáctico que une música y danza. La orquesta barcelonesa, dirigida por Rubén Gimeno, titular de la Simfònica del Vallès, colabora el día 5 de junio en un espectáculo de danza orquestado por el coreógrafo Toni Mira e interpretado por 110 alumnos de Secundaria y Bachillerato de cinco institutos de la ciudad. 

En esta edición del programa educativo Tot dansa han participado la escuela Les Marines y los institutos Narcís Monturiol, Escola del Treball, La Guineueta y Emperador Carles.

Es la primera vez que la formación participa en Tot dansa y hay ganas de continuar con este proyecto en el futuro, aseguró François Bou, gerente de la OBC. "Los proyectos integradores son estratégicos para nosotros", resaltó Bou. A través de esta apuesta artística, social y educativa, los estudiantes han aprendido que "la clásica ni es una música aburrida, ni una música de clase", añadió. 

De Rameau a Adams

Los días 6 y 7 de junio la OBC ofrecerá el mismo programa musical pero sin los bailarines. Se trata de un recorrido histórico por destacadas composiciones relacionadas con el mundo de la danza. David Puertas, especialista en música y Roberto Fratini Serafide, experto en danza, irán comentando cada una de las obras que abarcan desde el siglo XVII hasta nuestros días: 'Les Indes galantes', de Rameau; la 'Suite orquesta núm. 3', de Bach; 'Le boeuf sut le toit', de Milhaud y 'The Chairman dances', de Adams.

"La idea de estos conciertos es acercar el público de la música a la danza y viceversa", explicó Cesc Casadessús, director del Mercat  de les Flors, un centro coreográfico puntero.

Él asegura estar fascinado por todo lo que ha visto hasta ahora en los ensayos con los alumnos de Secundaria y Bachillerato. Y no es el único, Rubén Gimeno, que estará al frente de la OBC, destaca que este tipo de experiencias son enriquecedoras  para todos. "Ver sus caras y la ilusión de su mirada hace que salgamos de nuestra rutina, de nuestro mundo", explica.

Experiencia enriquecedora

Noticias relacionadas

Para Toni Mira lo más gratificante ha sido ver la evolución de los alumnos. "Al principio tenían vergüenza pero han acabado rendidos a la danza. Han perdido el miedo a tocarse y a expresarse con el cuerpo. Muchas de las cosas que hacemos no son mías sino que han surgido de ideas aportadas por ellos y también por profesores y asistentes", destaca el coreógrafo.

"La danza es muy potente a muchos niveles. Por desgracia su lenguaje no se enseña en las escuelas", añadió Mira.