Restricciones en Navidad

Madrid cierra hasta el 6 de enero salvo para visitar a familiares y allegados

Unos 7.000 agentes de Policía Nacional y Guardia Civil se desplegarán desde este miércoles para vigilar que se cumpla el cierre perimetral de la región

MADRID 21 12 2020  SOCIEDAD  ambiente  de Navidad en el centro de Madrid imagen DAVID CASTRO

MADRID 21 12 2020 SOCIEDAD ambiente de Navidad en el centro de Madrid imagen DAVID CASTRO / DAVID CASTRO

Se lee en minutos

Efe

La Comunidad de Madrid permanecerá cerrada desde este miércoles 23 de diciembre al 6 de enero para evitar la propagación del coronavirus durante las fiestas navideñas, por lo que estarán prohibidas las entradas y salidas de la región en este periodo salvo excepciones, como visitar a familiares o allegados.

La decisión de cerrar perimetralmente en estas fechas fue adoptada en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud salvo para los desplazamientos adecuadamente justificados que se produzcan por alguno de los motivos previstos en el decreto del estado de alarma, así como para acudir a los lugares de residencia habitual de familiares o allegados.

Madrid mantiene lo acordado en esa reunión entre el Gobierno y las comunidades autónomas, aunque otras han adoptado posteriormente medidas más estrictas como la valenciana, que sólo permitirá la entrada de residentes.

Unos 7.000 agentes de Policía Nacional y Guardia Civil se desplegarán desde este miércoles en Madrid para vigilar que se cumpla el cierre perimetral de la región y evitar los desplazamientos no justificados en Navidad.

La Guardia Civil vigilará las principales salidas por carretera de la región, principalmente las autovías, mientras que la Policía Nacional, junto con la Policía Municipal de Madrid, controlará las vías de la capital. 

Igualmente habrá un dispositivo de seguridad en las radiales, las carreteras secundarias y las fronteras con Castilla y León y Castilla-La Mancha.

Los agentes encargados de esta labor requerirán a los ciudadanos que justifiquen sus desplazamientos, para lo que la Comunidad de Madrid ha elaborado un salvoconducto que se puede descargar en un enlace publicado en su cuenta de Twitter. 

Es una declaración responsable que los ciudadanos podrán completar si realizan desplazamientos a territorios que sean lugar de residencia habitual de familiares o personas allegadas.

Además del cierre perimetral, en la Comunidad de Madrid habrá otras restricciones durante las fiestas navideñas que afectan a determinadas zonas básicas de salud, en las que no está permitido entrar ni salir salvo por motivos justificados, como ir a trabajar.

Hasta el 4 de enero habrá restricciones de este tipo en cinco zonas básicas de la región: Andrés Mellado (Chamberí) y Sanchinarro (Hortaleza) en Madrid capital, Felipe II y Alcalde Bartolomé González en Móstoles y Getafe Norte en Getafe. 

Se suman a La Moraleja, en Alcobendas, que seguirá con restricciones al menos hasta el 28 de diciembre, por lo que en total durante las navidades habrá seis zonas básicas de la Comunidad de Madrid con estas medidas. 

No obstante, el Gobierno regional dejará de aplicar estas restricciones en zonas sanitarias los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 y 6 de enero, por lo que en estas fechas los vecinos afectados podrán moverse libremente por la región, aunque estarán afectados al igual que el resto de madrileños por el cierre perimetral de la Comunidad del 23 de diciembre al 6 de enero incluido.

Además, en la actualidad continúa en vigor en toda la Comunidad de Madrid la limitación de movimiento entre las 00.00 y las 06.00 horas, salvo por causa justificada. 

Entre el 24 y 25 de diciembre y el 31 de diciembre y el 1 de enero, con motivo de la Nochebuena y la Nochevieja, este toque de queda nocturno se reduce de 01.30 a 06.00 horas.

Las reuniones están limitadas a seis personas en toda la Comunidad de Madrid, también los días 24, 25, 31 de diciembre y 1 y 6 de enero, en los que no podrá haber además más de dos grupos de convivientes.

Largas colas de viajeros en Atocha

Ante esta situación, los controles para vigilar los desplazamientos fuera de Madrid han generado largas colas de espera entre los viajeros de la estación de Atocha, mientras que el tráfico en las carreteras ha descendido y no se han producido atascos en las principales vías de salida de la región. 

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, en una entrevista en la Cadena Ser, ha resaltado el compromiso de las fuerzas de seguridad del Estado para dar cumplimiento a las medidas que adopten las autoridades competentes. 

"No es solo ahora. Llevamos desde el 14 de marzo aplicando medidas complejas de control. Y que quede muy claro: el control de esas medidas limitativas de la movilidad tiene un único fin, no es ningún fin coercitivo o de imposición de multas y sanciones recaudatorias, sino garantizar la salud pública de todos", ha recalcado Marlaska. 

A primera hora de la mañana se han producido largas colas en la Estación de Atocha por los viajeros que querían abandonar Madrid en tren para las fiestas de Navidad. 

En este punto, agentes de la Policía Nacional han reclamado de forma aleatoria el salvoconducto habilitado por el Gobierno regional, aunque no se han producido incidentes. 

También han sufrido tiempos de espera los viajeros en la estación Sur de autobuses de Méndez Álvaro y en la de trenes de Chamartín, pero en menor medida debido a que Atocha ha sido el punto con más afluencia de personas, han indicado a Efe fuentes policiales. 

Una afluencia que no se ha detectado en las carreteras de la región, donde desde esta medianoche la Guardia Civil ha instalado puntos aleatorios en las salidas. 

Según las pantallas del Ayuntamiento de Madrid, no se han producido retenciones ni en la capital ni en las principales vías de salida de la región durante la hora punta. 

Te puede interesar

También hay controles de la Policía Nacional en el Aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas, donde hay un volumen de viajeros menor al de años anteriores, según estas mismas fuentes. 

Los agentes que integran este dispositivo requieren a los ciudadanos que justifiquen sus desplazamientos, para lo que la Comunidad de Madrid ha elaborado un salvoconducto que se puede descargar en un enlace publicado en su cuenta de Twitter.