Las protestas indígenas en Colombia se han tornado violentas. 

Tensión en el país andino Análisis Interpretación de las noticias a partir de unos hechos comprobados, incluyendo datos, así como interpretación de cómo puede evolucionar el tema en base a acontecimientos pasados.

¿Qué está pasando en Colombia? La crisis del país, en 4 claves

3
Se lee en minutos
Kim Amor
Kim Amor

Periodista

ver +

Colombia vive desde hace casi una semana una revuelta popular que se ha extendido por todo el país. El detonante ha sido una reforma tributaria que el Gobierno de derechas del presidente Iván Duque se ha visto obligado a retirar. Las manifestaciones, algunas de las cuales han acabado en violentos disturbios acompañados por una fuerte represión por parte de las fuerzas de seguridad, son el reflejo de una profunda crisis económica y social fruto de las políticas puestas en marcha por Duque desde que llegó al poder en 2018 y agravada por la pandemia., que se ha llevado la vida de 76.000 personas.

1

¿Qué ha desatado las protestas?

El Gobierno de derechas del presidente Iván Duque anunció el pasado 28 de abril una reforma tributaria para recaudar fondos, más de 6.300 millones de dólares, para hacer frente a la crisis de la pandemia, que ha provocado una caída del PIB cercano al 7% y ha aumentado hasta un 42,5% el número de pobres en un país de 30 millones de habitantes. La medida penalizaba de manera especial a la clase media y baja del país, de ahí las primeras protestas que arrancaron pacíficamente. En una de ellas, en Cali, participaron frailes dominicos con una pancarta que rezaba: "Ámense los unos a los otros". La presión en la calle forzó a Duque a retirar la reforma y a que el ministro de Hacienda presentase su dimisión.

2

¿Por qué continúan las manifestaciones si se ha frenado la reforma?

La reforma tributaria ha sido la chispa que ha prendido en un país que vive sumido en una fuerte crisis económica y social. La política económica liberal de Duque, que llegó al poder en 2018, no ha hecho más que agravar el estado de la población más desfavorecida. Cerca de 7,4 millones de colombianos viven en la pobreza extrema. La violencia con la que las fuerzas de seguridad han reprimido las protestas ha empeorado la situación. La ONU ha denunciado el uso de "munición real" por parte de las fuerzas de seguridad. La fiscalía ha imputado a tres policías por homicidio, aunque el número de muertos supera la treintena, la mayoría jóvenes menores de 30 años, mientras que el número de heridos es de 1.400, según el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz). El Ejército tiene desplegados 47.000 soldados en todo el país. En Cali hay 700, a los que hay que sumar 500 hombres de la fuerza antidisturbios (Esmad), 1.800 policías y dos helicópteros adicionales. El miércoles sobrevolaron el cielo de Bogotá un grupo de Black Hawk, los helicópteros artillados con los que Estados Unidos patrulla en Afganistán y que el Ejército colombiano solo utiliza para maniobras de asalto aéreo en la selva, informa el corresponsal de El Periódico den América Latina, Abel Gilbert.

3

¿La crisis actual puede reforzar a la guerrilla que todavía está activa en el país?

En Colombia hay dos organizaciones guerrilleras que mantienen el pulso al Estado. El Ejército de Liberación Nacional (ELN) y un grupo disidente de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que se opuso a los acuerdos de paz que se firmaron en 2016, bajo la presidencia de Juan Manuel Santos, Premio Nobel de la Paz. La Fiscalía ha acusado ahora a ambos grupos armados de estar detrás de los actos violentos en las protestas, según ha denunciado, aunque de momento sin pruebas. En todo caso, no son los únicos grupos armados que hay en Colombia, donde actúan también los paramilitares, vinculados a la extrema derecha, y los narcotraficantes. La violencia desatada por estos dos grupos desde que empezó este año se ha traducido en el asesinato de 57 líderes sociales y campesinos. En los últimos cinco años, la cifra se eleva a 1.173 muertos, algunos de ellos exmiembros de la FARC que se acogieron al desarme y a los acuerdos de paz.

4

¿Qué medidas ha adoptado hasta ahora el Gobierno para intentar desactivar las protestas?

Duque anunció este martes la creación de una mesa diálogo nacional que incluirá a los sectores y actores del país para intentar encontrar una salida da la crisis. "Instalaremos un espacio para escuchar a la ciudadanía y construir soluciones. No deben mediar diferencias ideológicas, sino un profundo patriotismo. Es vital contar con todas las instituciones, los partidos, el sector privado, los gobernadores, los alcaldes, y los líderes de la sociedad civil", ha dicho el mandatario. De momento el llamamiento del presidente ha tenido poca acogida. Un grupo de congresistas de la oposición ha exigido la dimisión del ministro de Defensa, Diego Molano, a quien responsabilizan de la represión. Sindicatos, indígenas y estudiantes, entre otros sectores inconformes, exigen un cambio de rumbo en la política del Gobierno, que roza una popularidad del 33%.

Noticias relacionadas
Temas

Colombia