Respuesta a la pandemia

Alemania recorta competencias a los estados en la lucha contra el covid

Miles de personas protestan en el centro de Berlín contra una reforma que también rechaza toda la oposición

Angela Merkel en una sesión del Bundestag ayer miércoles.

Angela Merkel en una sesión del Bundestag ayer miércoles. / Michele Tantussi / Reuters

Se lee en minutos

El Parlamento federal de Alemania, el Bundestag, ha dado luz verde este miércoles al llamado “freno de emergencia” aprobado por el gobierno de Angela Merkel. Además de endurecer ciertas restricciones, la ley permite que Alemania tenga por primera vez unas restricciones unitarias para todo el territorio federal. Merkel ve así cumplidas sus amenazas de recortar las competencias de los 16 estados federados, cuyos gobiernos se habían convertido en objeto de las críticas de la cancillera por aplicar las restricciones con poca decisión, según su opinión.

La llamada reforma Ley de Protección contra Infecciones – aprobada el año pasado– recibió el apoyo de diputados de la unión conservadora de la CDU-CSU y de sus socios de gobierno de Gran Coalición, los socialdemócratas del SPD. Los partidos de la oposición –ultraderecha de AfD, liberal-conservadores del FDP, ecoliberales de Los Verdes y La Izquierda– han votado en contra por diferentes razones:para unos la ley va demasiado lejos; para otros, se queda corta.Ha habido 64 abstenciones.

Toque de queda

Con esta reforma legislativa entran en vigor las nuevas medidas previstas por el Gobierno federal para todo el territorio: a partir de una incidencia de 100 nuevos casos cada 100.000 habitantes en siete días, los distritos estarán obligados a introducir un toque de queda entre las diez de la noche la seis de la mañana; escuelas y guardería cerrarán sus puertas a partir de una incidencia de 165 nuevas infecciones; las empresas deberán ofrecer a sus empleados dos tests rápidos a la semana para ampliar la capacidad de detección de casos asintomáticos; a partir de una incidencia de 150, los comercios no considerados esenciales – prácticamente todos, excepto supermercados, farmacias y droguerías – sólo podrán vender de forma digital.

El Bundesrat – cámara regional del parlamento federal – todavía tiene que aprobar esta misma semana la ley, contra la que los liberal-conservadores del FDP ya han anunciado que presentarán un recurso ante el Tribunal Constitucional.

Protestas contra una “dictadura”

Mientras el Bundestag debatía y votaba las nuevas restricciones, a las puertas del Parlamento y en diferentes puntos del centro de Berlín se han celebrado varias manifestaciones contra la reforma legislativa sobre la que se basan las restricciones de los derechos fundamentales. Varios miles de personas han protestado contra lo que consideran una deriva autocrática de la República Federal. Algunos de los manifestantes denuncian incluso una “dictadura”.

Protestas contra las nuevas restricciones en Alemania

/ Filip Singer (EFE)

Noticias relacionadas

Las diferentes marchas convocadas este miércoles por el movimiento anticorona alemán han sido menos multitudinarias que en otras ocasiones. La policía ha disuelto por la fuerza algunas de ellas. Las protestas han sido, nuevamente, una curiosa combinación de ciudadanos descontentos con la gestión de la pandemia, ultraderechistas, izquierda extraparlamentaria, yoguis y exciudadanos de la desaparecida República Democrática Alemania (RDA), la Alemania socialista oriental.

“Nosotros venimos de una dictadura y sabemos cómo se construye algo así. No queremos una tercera dictadura en Alemania”, han explicado a EL PERIÓDICO Erhardt y Joachim, dos jubilados germanoorientales. “Los dos somos abuelos y tenemos nietos. Y lo que están haciendo con ellos en las escuelas y en las guarderías es inadmisible. Este gobierno dice que las medidas hoy aquí aprobadas son por nuestra salud, pero en realidad nos están destruyendo psicológicamente”.