03 abr 2020

Ir a contenido

DECISIÓN HISTÓRICA

El Ejército argentino autoriza el matrimonio entre un teniente coronel y un capitán

Tras el primer enlace, amparado en la reforma del Código Civil, se casará una pareja de suboficiales

ABEL GILBERT / Buenos Aires

La información ha escandalizado a los viejos generales retirados que siguen añorando los años de plomo y subordinación: el Ejército argentino ha autorizado la boda entre un teniente coronel y un capitán de esa fuerza, que se convertirán en la primera pareja de militares que contraerá matrimonio en el país tras la histórica reforma del Código Civil, el año pasado. No serán los únicos. Otra pareja de suboficiales ya inició los trámites para seguir los pasos de sus compañeros de armas.

La noticia la ha dado la revista Tiempo Militar en su edición digital. "Recientemente, con la asistencia de las cúpulas de las tres fuerzas armadas, se realizó en el Ministerio de Defensa, un acto en el que participaron distintos sectores de la comunidad homosexual, los que exhibieron pancartas aplaudiendo la decisión gubernamental de eliminar todo tipo de discriminación en el ámbito militar. La exhibición de las pancartas sorprendió a los jefes uniformados, algunos de los cuales se pusieron de pie y otros permanecieron en sus asientos tomando tímidamente las cartulinas que les fueron entregadas", explica la revista. La pareja, cuyos nombres se mantendrán en secreto, se casará por lo civil en Buenos Aires.

Malestar entre los veteranos 

La noticia no ha caído nada bien en el Círculo Militar, club en el que suelen reunirse los viejos oficiales de alta graduación cuyo apego al pasado es algo más que sentimental. Algunos lectores de Tiempo Militar ya han expresado su conmoción. "Mi viejo (padre), militar de los de antes, si se entera esto desde su eterno reposo, creo que nace de nuevo para morirse otra vez. Con el respeto que me merece la institución, la que yo también algún día abrazé, creo que no hay personajes tan arrastrados y sumisos como los militares argentinos", dijo un lector.

"Me parece repugnante, y lo digo como alguien que dedica su vida a la enseñanza de la historia argentina, que tengan cara para hablar de valores, prefiero a militares que tienen el valor de asumir su condición sexual a otros cobardes que amparados en situaciones de represión y supuestas luchas por la patria, violaban, torturaban y robaban niños. Para ellos el mayor de mis desprecios. Son solo delincuentes y así pasarán a la historia. Doy fe", le contestaron. "Rojo zurdo", replicó un tercero.

Nuevos juicios por la dictadura

La ley de matrimonio igualitario fue aprobada el 15 de julio del año pasado y Argentina se convirtió entonces en el primer país de América Latina en reconocer ese derecho en todo el territorio nacional. Desde entonces, unas 1.300 parejas del mismo sexo se casaron en los primeros 6 meses de vigencia de la reforma, y otras 2.697 lo hicieron al cumplirse un año de su aprobación.

La inminencia de la boda entre el capitán y el teniente coronel se conoce cuando se van a celebrar nuevos juicios orales por violaciones de los derechos humanos cometidas durante la última dictadura militar. Varios generales del Ejército se sentarán en el banquillo de los acusados por su responsabilidad en delitos que se cometieron en distintas provincias del país.