Ir a contenido

RESTOS ROMANOS

Hallados restos arqueológicos romanos en el barrio de La Torrassa de L'Hospitalet

El hallazgo se ha producido cuando se llevaban a cabo obras de repicado en un muro exterior del Castell de Bellvís

El Periódico

 Muro exterior del Castell de Bellvís donde se han hallado los restos romanos, en L’Hospitalet / Ayuntamiento L'Hospitalet

 Muro exterior del Castell de Bellvís donde se han hallado los restos romanos, en L’Hospitalet
Restos arqueológicos de época romana hallados en el barrio de la Torrassa de L’Hospitalet

/

Técnicos municipales han hallado restos arqueológicos que datan de la época romana durante las obras de repicado de un muro exterior del Castell de Bellvís, situado en el barrio de La Torrassa de L’Hospitalet. 

Se trata de un fragmento de ‘opus signium’, un tipo de mortero hidráulico cuyo uso solo se ha documentado en la época romana y que consta de base de calcio, yeso, cerámica y agua de mar.

Esta muestra, de pequeñas dimensiones, podría haber sido reaprovechada para la construcción del muro o formar parte del pavimento de una edificación romana preexistente. Su hallazgo implicará la ampliación de la actual zona de protección del Castell de Bellvís y la excavación del entorno.

La intervención arquitectónica que el Ayuntamiento está llevando a cabo en esta edificación histórica ha permitido, en una primera actuación, eliminar y derribar las estructuras añadidas a la edificación medieval en épocas posteriores.

A su vez, también ha permitido limpiar el muro de la fachada Norte del castillo medieval, que ahora es visible desde la calle. Unos trabajos que, según informa el consistorio, han sido tutelados en todo momento por una arqueóloga.

La segunda actuación, que se realizará próximamente, prevé derribar el muro exterior actual y sustituirlo por una valla permeable que permita a la ciudadanía hacer un seguimiento de los trabajos.

En esta fase, se actuará también en el elemento de época posterior que está enganchado a la fachada norte y se completará el repicado del resto de la fachada, además de documentar y hacer un estudio arqueológico del parámetro norte y redactar una memoria científica.

Una rehabilitación demandada

Los restos del Castell de Bellvís se descubrieron en 2007, durante la realización de trabajos previos de rehabilitación de la Casa de la Torrassa, antigua masia situada en la ronda homónima de la ciudad, a la que se quería dar uso de equipamiento.

La edificación, entendida hasta entonces como una torre de vigilancia llamada La Torrassa –lo que dio origen al nombre del barrio- en realidad formaba parte de un castillo medieval del siglo XII, y fue entonces cuando fue declarado ‘Bien cultural de interés nacional’ y el consistorio se comprometió a rehabilitarlo y darlo a conocer.

La rehabilitación no llegó y dio paso al surgimiento del movimiento vecinal ‘Defensem el Castell de Bellvís’, que lleva movilizándose desde hace tiempo para pedir la restauración y visibilidad que el castillo merece, que ahora parecen estar consiguiendo y a la que este hallazgo da todavía más valor.  

Más noticias en Hospitalet en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA