MANCINI VE MARGEN DE MEJORA

Kane: "Perder en los penaltis es la peor sensación del mundo"

  • Southgate reconoce que eligió él mismo a los lanzadores y que el dolor en el vestuario inglés es "increíble"

  • Mancini: "No hubo ni un partido fácil en nuestro camino"

Donnarumma, a punto de atajar a Saka el penalti decisivo.

Donnarumma, a punto de atajar a Saka el penalti decisivo. / Efe / Carl Recine

5
Se lee en minutos
José María Expósito

Como jugador nunca pudo llegar a una final (cayó en semifinales en la Eurocopa de 1988 y en el Mundial de 1990), pero como seleccionador ha tocado la gloria a la primera. Roberto Mancini no podía contener las lágrimas apenas unos minutos después de que Donnarumma, elegido mejor jugador del torneo (con Pedri como mejor joven), atajara el penalti que le daba a la 'azzurra' su segunda Eurocopa.

"Hemos estado extraordinarios, nunca nos dimos por vencidos. Lo hemos hecho desde cero, somos un equipo fantástico y nos merecemos este éxito", expresó el nuevo portero del PSG, de solo 22 años. "El gol de Shaw nos pudo haber matado, pero nunca nos rendimos. ¿Si me gustaría ser como Buffon? Él sigue siendo el mejor de todos, siempre trato de estar listo. Veremos a dónde llego", añadió el portero, que tras el partido estuvo con el tenista Matteo Berrettini, que horas antes había perdido la final de Wimbledon contra Novak Djokovic.

El técnico rompió a llorar abrazado a su ayudante, Gianluca Vialli, después hizo lo mismo con Jorginho (campeón de Europa de clubs y selecciones), que falló el penalti que le daba el título a Italia sin esperar al último tiro inglés, y volvió a fundirse con Spinazzola, el jugador lesionado en cuartos de final y que celebró el título con muletas. Y en ese estado lacrimógeno atendió a los micrófonos de la RAI. "Estuvimos bien, encajamos goles enseguida y luchamos, pero luego dominamos. Los chicos han estado maravillosos. Es una victoria importante para toda la gente y para toda la afición. Estamos muy felices, ¡espero que lo celebren!", atinó a decir el seleccionador italiano antes de ir a recoger el trofeo, por primera vez en mucho tiempo sin la música de Queen de fondo.

"Podemos mejorar aún más"

"No hubo ni un partido fácil en nuestro camino", dijo el entrenador, que abrió la Eurocopa derrotando a Turquía (como a Suiza y Gales), que sufrió hasta la prórroga contra Austria en octavos, apeó a Bélgica en cuartos y eliminó por penaltis a España en semifinales. Pero la racha sigue aumentado y ya son 34 partidos sin perder de la 'azzurra'. "La final se hizo muy difícil y luego la dominamos. En los penaltis también hay que tener suerte y lo siento por los ingleses. El equipo ha crecido mucho y creo que puede mejorar aún más", continuó explicando Mancini, que se refirió a su amistad con Vialli. "Eso va más allá todo, es como en la Sampdoria en nuestra época. Hoy se ha cerrado un círculo. La amistad que se ha creado entre todos estos chicos ha hecho que lleguemos hasta aquí".

En el bando opuesto, Harry Kane reconocía que "perder en los penaltis es la peor sensación del mundo". "No podríamos haber dado más. No era nuestra noche, pero ha sido un torneo fantástico y deberíamos mantener la cabeza alta. Por supuesto que va a ser doloroso durante un tiempo, quizá durante el resto de nuestras carreras, pero estamos en el buen camino, estamos construyendo algo y ojalá podamos progresar el año que viene", dijo con la mirada puesta ya en el Mundial de Catar.

Cristiano, 'pichichi'

Kane se quedó sin marcar en los 120 minutos de la final, con lo que no pudo atrapar a Cristiano Ronaldo, que acaba como máximo goleador del torneo con cinco dianas, como el checo Patrick Schick, pero desempata una asistencia del luso). El delantero del Tottenham no falló sin embargo en los penaltis, donde erraron todos los cambios introducidos por Gareth Southgate: Bukayo Saka (19 años, el decisivo) y Marcus Rashford (23) y Jadon Sancho (21), que entraron en el último minuto de la prórroga precisamente para la tanda.

La decisión de Southgate

El propio técnico admitió que decidió él mismo los lanzadores en base a lo visto en los entrenamientos sin pedir opinión a los jugadores. Pero Kane no quiso buscar culpables: "Cualquiera puede fallar un penalti. Ganamos juntos y perdemos juntos. Aprenderemos de esto y nos ayudará a crecer. Nos dará más motivación para el Mundial del año que viene."

"No se pueden reprochar nada", enfatizaba Southgate pensando en sus jóvenes jugadores. "Han mostrado una enorme ilusión por trabajar y han llegado más lejos de lo que habíamos llegado desde hacía mucho tiempo. Aunque claro, esta noche está siendo increíblemente dolorosa en ese vestuario".

"Un futuro brillante"

Todas las leyendas inglesas manifestaban a través de las redes sus sentimientos. "Descorazonador. Pero este equipo tiene un futuro brillante. Traed el Mundial de Catar", escribió Michael Owen. "Las finales se ganan por momentos. Puede ir de cualquier manera. Los penaltis son muy duros. Es la naturaleza del juego", lamentó Frank Lampard. "Dolerá como el infierno por el resto de sus carreras, pero nos han hecho sentir muy orgullosos a lo largo del último mes", expresó Alan Shearer.

Micah Richards, exdefensa de Inglaterra y del Manchester City, recordó además el menosprecio que Mancini sufrió en su paso por el City, al que hizo campeón de liga tras más de 40 años. "Estoy orgulloso de Inglaterra, pero también de Italia. Mancini tendrá finalmente el crédito que merece, porque su equipo ha sido extraordinario a lo largo del torneo".

Noticias relacionadas

Incluso el príncipe Guillermo, que siguió el partido con su familia desde el palco, tuiteó al respecto. "Devastador. Felicidades a Italia por su gran victoria. Inglaterra, has llegado muy lejos, pero tristemente no era nuestro día. Podéis mantener las cabezas bien altas y estar orgullosos de vosotros mismos. Sé que hay más por llegar".