"El temporal Filomena se previó con anticipación y exactitud, pero se ha actuado tarde y mal"

Una persona quita nieve para poder sacar el coche e ir a trabajar.

Una persona quita nieve para poder sacar el coche e ir a trabajar. / José Luis Roca

Enrique Stuyck Roma

Pocas veces se ha previsto con tanta anticipación y exactitud el alcance que iba a tener la ola de nieve y de frío que íbamos a padecer. Sin embargo, ha dado la impresión de que las autoridades estaban esperando a que el anunciado fenómeno meteorológico nos invadiera para empezar a actuar y, como siempre, llegar tarde y mal a ponerle remedio.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Las consecuencias de Filomena saltan a la vista. Está suponiendo un monumental colapso, graves accidentes e incidentes, y los subsiguientes perjuicios económicos que aumentan el tamaño de la crisis que venimos padeciendo desde hace casi un año. Se nos quiere hacer ver que el Gobierno ha respondido en tiempo y forma, existiendo una coordinación territorial, pero se han perdido varios días vitales para anticiparse a una circunstancia debidamente anunciada.

Filomena pasará, esperemos que pronto, y confiemos que las vacunas ayuden a superar pronto la tragedia del coronavirus para que la sociedad empiece a respirar y a vislumbrar un mejor horizonte en un 2021 que no ha empezado con buen pie.

Participaciones de loslectores

Másdebates