27 sep 2020

Ir a contenido

Lágrimas y tristeza en Catalunya

JORDI QUEROL

JORDI QUEROL

 El líder del PSC, Miquel Iceta, en el Parlament.

 El líder del PSC, Miquel Iceta, en el Parlament. / FERRAN SENDRA

Efectivamente, un sábado lleno de lágrimas y tristeza. Miquel Iceta, en el Parlament, instó a construir 'una amplia mayoría' para superar la crisis. Aquel día, vi por televisión a Artur Mas; estaba sentado, en un discreto rincón con cara de circunstancias. Los avatares de la política son colosales: con él empezó todo.

Los entierros que se llora más son aquellos en que el difunto nos ha dejado fruto de un accidente en carretera. Es lógico, siempre pensamos que un accidente es un suceso evitable. Lo mismo ocurrió en el Parlament el otro día, y también en toda Catalunya. Todos pensamos que, si el Gobierno central hubiera hecho política desde el inicio, encarando con generosidad y valentía el problema catalán, los accidentes posteriores no hubieran existido, y hoy las lágrimas no existirían. Sin los apabullantes errores de Rajoy y su equipo, el juez Pablo Llarena no sería el protagonista.

Ver a las familias de los reos catalanes produce mucha tristeza, la misma que produce ver a una Catalunya irreconocible partida en dos trozos.

Participaciones de loslectores

Másdebates