29 oct 2020

Ir a contenido

SONDEO DURANTE LA PRIMERA SEMANA DE COLES

Los profesores denuncian graves carencias en el estreno escolar

Una encuesta de CCOO revela que no hay manera de mantener la distancia y que la ratio está disparada

El 27% de los docentes aseguran que su centro todavía no ha recibido las mascarillas prometidas

Carlos Márquez Daniel

Una profesora pone gel desinfectante a un alumno, al inicio de las clases, en un colegio de Barcelona.

Una profesora pone gel desinfectante a un alumno, al inicio de las clases, en un colegio de Barcelona. / EUROPA PRESS / DAVID ZORRAKINO

Quizás para que no parezca que sus quejas carecen de realismo, CCOO decidió, durante la primera semana del curso 2020-2021, consultar a los profesores sobre sus condiciones de trabajo. Y así, con cifras y testimonios, no solo opiniones, este sindicato llega a la conclusión de que los profesionales de la docencia están realizando su trabajo en unas condiciones muy mejorables. Por ejemplo: en tres de cada cuatro aulas no se puede mantener la distancia de seguridad de metro y medio, el 40% de las clases de primaria superan la ratio de 20 alumnos y el 27% de los 1.750 encuestados asegura que a su centro no han llegado las mascarillas higiénicas prometidas. 

Es habitual que los sindicatos de la enseñanza sean duros con el Departament d'Educació, con indiferencia de quién ostente esa cartera. Aunque es cierto que en tiempos de recortes, a partir del 2010, con Irene Rigau al frente, su nivel de ira tocó techo. Siguen enfurecidos porque el inconformismo forma parte de su ADN y de su estrategia, pero es menos habitual que acompañen el mensaje de la opinión directa de los interesados. CCOO llega a la conclusión de que los medios desplegados por el Govern "son claramente insuficientes para hacer frente a las circunstancias excepcionales de este curso". Por ello, reclaman, es necesario "iniciar un verdadero proceso negociador para asegurar el derecho a una educación segura para todos".

Limpieza y menos niños

La ausencia de diálogo con la 'conselleria' de Josep Bargalló, amén de las quejas sobre recursos y condiciones laborales, es otro de los clásicos en esta batalla entre la Generalitat y sindicatos de la educación pública. Sus demandas en tiempos de pandemia, de sobra conocidas: reducción de ratios, promoción de salidas culturales y ocio con la finalidad de esponjar los centros educativos, incrementar la limpieza y desinfección de las escuelas y protección de todo el personal con las medidas adecuadas.

Los 1.750 profesionales que han respondido la encuesta trabajan en 1.246 centros distribuidos en 284 municipios. Una muestra ciertamente representativa. A la pregunta de su han llegado las mascarillas FFP2 solicitadas por los sindicatos, un 57,7% de los profesores dicen que no. Un "dato preocupante", según CCOO, a pesar de que el secretario de Salut Pública, Josep Maria Argimon, aseguró semanas atrás que este nivel de protección no es necesario en la enseñanza, y que con las quirúrgicas están ya protegidos. Otro 37,8% dicen que el gel hidroalcohólico proporcionado no es suficiente, por un 58,5% que sí lo ven bien. 

El 74,4 de los docentes dicen que no es posible mantener la distancia de metro y medio en el aula

Especialmente sangrante es el asunto de la distancia de seguridad, puesto que el 74,4% de los entrevistados asegura que no hay manera física de garantizar esa separación. Educació, sin embargo, siempre se ha escudado en la idea de los grupos burbuja para garantizar el buen funcionamiento y la continuidad de los centros educativos. Es decir, que no es tan importante el espacio entre estudiantes, siempre difícil de controlar, como el estancamiento de las aulas, de manera que si se produce un positivo, solo se va a casa ese grupo. Respecto a la limpieza de los baños, el sindicato denuncia que solo el 4,1% de los encuestados aseguran disponer de una desinfección constante, y el 30,9% dicen que ese repaso a fondo solo se hace una vez al día. La mayoría, un 45,6%, sostienen que los lavabos se limpian en dos ocasiones cada jornada. 

Límite legal

La ratio es quizás uno de los puntos más inquietantes. En el momento en el que Salut ha limitado los encuentros a seis personas, en el 41% de las clases de primaria hay más de 20 alumnos, el límite legal. En infantil, el 39% también superan esa cifra, mientras que en secundaria solo el 3,42% de los grupos están por encima del límite establecido para estas edades (30). En FP y bachillerato no llegan al 1%, mientras que la formación de adultos, casi el 52% de los grupos tienen más de 24 estudiantes. 

De los 1.750 entrevistados, cerca de 800 añadieron algún comentario en la encuesta. Giran en torno a las carencias de material y recurso humanos, y coinciden en el gran esfuerzo que está haciendo tanto la comunidad educativa como la dirección de las escuelas. Pasadas dos semanas, o unas cuantas más, sería interesante volver a realizar la encuesta. Por si eran los errores propios del estreno o estamos ante un fallo del sistema.