Seguridad Social

Jarro de agua fría para los que quieren jubilarse a los 65 años en 2023

El nuevo sistema de pensiones incluye un aumento de la cotización necesaria para jubilarse

Unos pensionistas se relajan en un parque.

Unos pensionistas se relajan en un parque. / Albert Bertran (El Periódico)

1
Se lee en minutos
El Periódico

Las reformas en el sistema de pensiones no solamente han provocado un retraso en la edad de jubilación, sino que también se endurecen las condiciones para optar a este tipo de prestaciones. A partir del próximo 2023, la cotización necesaria para poder retirarse de la vida laboral a los 65 años pasará a ser de 37 años y 9 meses, tres meses más que hasta ahora.

Así lo recoge la 'Guía para tu jubilación' elaborada por la Fundación Mapfre, donde se calcula que esta cifra ascienda hasta los 38 años y 6 meses de cotización a partir de 2027. Asimismo,

Diferencias según la cotización

Tal como recoge el segundo apartado de la guía, desde el pasado 1 de abril del 2013, la edad de jubilación ordinaria depende de la edad del trabajador y los años que este haya cotizado a lo largo de su vida laboral. Para optar a una pensión, el requisito es haber cotizado al menos durante 15 años, dos de los cuales están incluidos entre los 15 inmediatamente anteriores a la fecha de jubilación.

Hace nueve años, la diferencia entre la edad exigida para aquellos trabajadores que habían cotizado el mínimo establecido (35 años y 3 meses por aquel entonces) y quienes no habían alcanzado dicha cifra era de un mes: 65 años y 65 y un mes, respectivamente.

Actualmente, esta diferencia se ha ampliado a un año y dos meses, con una edad fijada de 65 años para quienes han cotizado 37 años y medio, y 66 años y dos meses para quienes no han logrado dicha cotización.

Ceses anticipados

Noticias relacionadas

El informe también recoge la previsión para los próximos años de los dos tipos de ceses anticipados y los requisitos necesarios para solicitarlos. Por un lado, en el caso del cese no voluntario se establece que el trabajador solo puede tener cuatro años menos de la edad de jubilación ordinaria, además de un mínimo de 33 años cotizados.

Por otra parte, los ceses voluntarios podrán solicitarse hasta dos años antes de la edad de jubilación establecida y tener 35 años cotizados en la Seguridad Social.