acto empresarial

¿Deshielo en la Estació del Nord?

Sánchez Llibre destaca la presencia de la presidenta en funciones de la Cambra de Comerç, de mayoría independentista

Josep Sánchez Llibre, en el acto empresarial en la Estació del Nord.

Josep Sánchez Llibre, en el acto empresarial en la Estació del Nord. / Ferran Nadeu

2
Se lee en minutos
Agustí Sala
Agustí Sala

Redactor jefe de Economía

Especialista en Además de El Periódico, trabajé de 1989 a 1990 en La Economía 16, como responsable de Economía en el Diari de Barcelona, de 1989 a 1990; en la sección de Economía de TVE Catalunya de 1987 a 1989, en Antena 3 de Radio, de 1985 a 1987 y en el Diari Menorca, de 1983 a 1985 y Radio 80-Menorca. Además la licenciatura en Ciencias de la Información por la Universitat Autònoma de Barcelona (1992-1986), tengo un posgrado en dirección general (PDG) 2011-2012y un curso de Márketing Digital y Redes Sociales por la EAE Business School

Escribe desde Barcelona

ver +

La gran pregunta: ¿Empieza a haber auténtica unidad empresarial en Catalunya contra la violencia callejera y en favor de un Govern estable que priorice la recuperación? En el encuentro bajo el lema 'Ja n'hi ha prou, centrem-nos en la recuperació' ('Basta ya, centrémonos en la recuperación') liderado por Foment del Treball y Pimec en la Estació del Nord de Barcelona este jueves, avalado por más de 300 organizaciones, se han dado algunos indicios.

Uno de los principales, la presencia de Mònica Roca, presidenta en funciones de la Cambra de Comerç de Barcelona, de mayoría independentista y, que hasta el miércoles a última hora debatió si asistir o no al acto reivindicativo empresarial. No en vano, el presidente de Foment, Josep Sánchez Llibre, lo ha enfatizado en discurso: "No se me caen los anillos. Soy de pueblo. Y la llamé", ha explicado.

Y Roca, que probablemente será ratificada el lunes que viene por el pleno de la Cambra como presidenta en sustitución de Joan Canadell, convertido en diputado de Junts, ha asistido al acto, aunque la Cambra, como tal, no ha suscrito el manifiesto colectivo y mantiene uno propio. A preguntas de un periodista: "¿Se ha sentido cómoda en este acto?". Ha sido muy rápida en su respuesta: "Yo con Sánchez Llibre siempre estoy cómoda", ha sentenciado. En todo caso ha destacado que la prioridad del organismo es "la empresa", algo que se incluye en la carta que remitieron a su pleno con el sello del Consell de Cambres, que agrupa a las 13 entidades que hay en Catalunya, con un contenenido que no difiere mucho del del manifiesto apoyado por más de 300 organizaciones.

Tampoco ha habido referencias negativas sobre el recién elegido presidente de Pimec, Antoni Cañete, otro de los grandes protagonistas de la sesión reivindicativa y que se batió la semana pasada con la candidatura de Pere Barrios, compañero de Roca en el desembarco secesionista en la Cambra de Comerç.

Noticias relacionadas

En primera fila de esta sesión reivindicativa se ha podido, un elenco de peso. Además de Sánchez Llibre, Cañete y Mònica Roca, los presidentes del Cercle d'Economia, Javier Faus; de CaixaBank; Jordi Gual; de Seat, Wayne Griffiths; de Planeta; José Crehueras; de Agbar, Àngel Simón; o el consejero delegado de Prensa Ibérica, Aitor Moll, ente otros.

Tampoco desmerecían la segunda fila y las siguientes, con Mar Alarcón, vicepresidenta de Foment; Jaume Guardiola, consejero delegado de Banc Sabadell; Marc Puig, presidente del grupo de cosmética del mismo nombre y del Instituto de la Empresa Familiar; Enrique Lacalle, presidente de Automobile Barcelona; el presidente de Cecot, Antoni Abad o Josep Martínez Vila, consejero delegado de Saba, o Aurora Catà, presidenta de Barcelona Global, por poner solo unos ejemplos.