29 mar 2020

Ir a contenido

RECORTES DE LA COMPAÑÍA

Airbus despedirá a 2.362 trabajadores, 630 de ellos en España

El recorte de empleo del fabricante europeo afectará especialmente al programa de aviones militares que se ensamblan en Sevilla y durará hasta finales del 2021

Gabriel Ubieto / Europa Press

El nuevo aumento arancelario entrará en vigor a partir del 18 de marzo.

El nuevo aumento arancelario entrará en vigor a partir del 18 de marzo. / AP

Malas noticias para los empleados de Airbus. El fabricante aeronáutico europeo ha anunciado un plan de despidos a nivel internacional que se saldará con 2.362 personas cesadas en su división de Defensa y Espacio, de los que 630 corresponden a España.

Concretamente, la compañía ha informado este miércoles al comité de empresa a nivel europeo que el recorte de empleo será progresivo hasta finales de 2021. Desde los sindicatos han manifestado su "profundo rechazo" a los recortes y han emplazado a la empresa a negociar un acuerdo para minimizar los despidos. En España, Airbus emplea a alrededor de 13.000 personas, la mayoría en Andalucía; según las centrales.  

El impacto será mayor en el programa de aviones militares '400M' que se ensamblan en Sevilla, por el que Airbus ha provisionado 1.200 millones tras una revisión a la baja de sus previsiones de futuras entregas de exportación, y en el de 'espacio', debido al incremento de la competencia. El recorte de empleo se distribuirá con 829 despidos en Alemania; 357 en el Reino Unido; 630 en España; 404 en Francia y 142 en otros países.

MANIFESTACIONES ANUNCIADAS

Este jueves está prevista a las ocho de la mañana una reunión de la dirección de Airbus España con los sindicatos para detallarles los motivos del ajuste de plantilla. El secretario del sector material de Transporte y trabajador de Airbus, Juan Antonio Vázquez, no entiende los despidos, ya que las producciones van al alza; así como la demanda; según afirma. "En el 2015 montabamos 500 aparatos al año y el 2019 lo cerramos con casi 900", señala.

Las centrales ya han anunciado concentraciones de protesta en los diferentes centros de trabajo de la compañía y preparan una ronda de contactos con las diferentes Administraciones, preocupadas por los recortes sucesivos en diferentes empresas del sector aeronáutico.

BALANCE NEGATIVO

La decisión de Airbus se produce tras tres años en los que los pedidos no se han ajustado a la previsión, según alegan desde la compañía, pues han fabricado más aparatos de los vendidos. Además, la entrada de nuevos competidores en el área de espacio o la situación de los aviones Boeing 737 MAX, en los que Airbus concentra algún trabajo de fabricación y se ha visto lastrado por la puesta en tierra del modelo tras dos accidentes mortales también han influido en la decisión.

El consejero delegado de Airbus, Guillaume Faury, anunció durante la presentación de los resultados la reestructuración de su división de Defensa y Espacio, en la que trabaja el 70% de sus 13.000 empleados en España, con el objetivo de "ser más competitivos y crecer en un futuro". La compañía registró unas pérdidas en 1.362 millones en el 2019, lastrado por las sanciones para evitar investigaciones sobre corrupción y soborno y a la provisión de 1.200 millones por el avión de transporte militar A400M que se ensambla en Sevilla, tras una revisión a la baja de sus previsiones de futuras entregas de exportación.