Ir a contenido

Medida temporal

Nissan para 10 días una línea de producción de la Zona Franca y envía a casa a 800 trabajadores

La medida se alargará hasta el 25 de noviembre y afecta a un sector que también fabrica para Renault y Mercedes.

Gabriel Ubieto

Un operario, en la Zona Franca de Barcelona.

Un operario, en la Zona Franca de Barcelona. / ACN / Aina Martí

Nissan ha paralizado 10 días una de sus dos líneas de producción en la planta de la Zona Franca de Barcelona y ha enviado temporalmente a casa a 800 trabajadores. Los paros, ya previstos con antelación en las medidas de flexibilidad horaria pactadas con los trabajadores, empezaron el pasado viernes (15 de noviembre) y se alargarán hasta el próximo lunes 25 de noviembre; tal como lo ha adelantado 'El País' y lo ha podiido confirmar este medio de fuentes de la empresa. Estas remarcan que la medida no es excepcional, no obedece a ningún imprevisto sobrevenido y que se enmarca en una situación de exceso de stock en las plantas europeas.  

"Como ahora en las plantas de Europa hay más stock, la producción de todos los centros se ajusta un poco. La fábrica de Sunderland (Reino Unido) también lo hace", comentan fuentes de la empresa. El convenio establece una medida de flexibilidad por arriba y por abajo, tipo bolsa de horas o de días, para acompasar la produccion a los stocks cuando sea necesario. En el 'argot' de Nissan se concen estos días de parón como 'down day'.

La línea parada es la que hace el montaje de la 'pickup' de Nissan, que también fabrica para Renault y Mercedes. En cambio, la línea de fabricación de la furgoneta eléctrica Env200 está operativa. El paro de la línea de la 'pickup' llega después de que Nissan garantizara a la 'consellera' de Empresa, Àngels Chacón, su compromiso con continuar en Barcelona. La línea estará parada hasta el 25 de noviembre, y los trabajadores compensarán los días a través de una medida pactada en el convenio que prevé que, si es necesario, se trabaje en festivos.

La fábrica de Nissan está actualmente muy por debajo de su capacidad real de producción. Los trabajadores llevan tiempo reclamando a la compañía que escoja Barcelona para la fabricación de algún otro modelo de la marca. Fuentes de la empresa señalan que la multinacional se encuentra actualmente en un proceso de transición a nivel directivo, en el que el nuevo consejero delegado, Makoto Uchida, y su equipo están todavía replanteando las líneas estratégicas de Nissan. Uchida asumió en octubre y desde el equipo directivo de Zona Franca afirman que no será hasta enero del 2020 cuando se comiencen a asignar nuevos modelos entre todas las plantas que Nissan tiene por el mundo. 

La construcción de una nueva planta de pintura, con anticipación a lo que marca la normativa europea en cuanto a contaminaciones, es el otro tema pendiente en Zona Franca. Sus obras están previstas que empiecen a partir de enero del 2020, cuando se empezará a derruir y limpiar las construcciones hoy día existentes para comenzar a edificar la nueva planta a partir del segundo semestre del 2020. Para este respecto, la Generalitat ya ha aprobado una ayuda de tres millones de euros para que Nissan acometa dichas remodelaciones.

Temas: Nissan Catalunya