Ir a contenido

prácticas financieras

Varios bancos revisan su oferta comercial de créditos hipotecarios

Algunas entidades han eliminado la información que ofrecen a través de buscadores financieros así como en sus propias webs

En algunos casos se ha modificado al alza el tipo de interés de crédito antes de que se les obligar a a pagar el impuesto de actos jurídicos

Max Jiménez Botías

Anuncios de hipotecas en una entidad bancaria en Barcelona.

Anuncios de hipotecas en una entidad bancaria en Barcelona. / DANNY CAMINAL

No será para repercutir el coste del impuesto de las hipotecas a los clientes, la explicación oficial es que hay que adaptar la información que se ofrece al cambio legal y a la evolución esperada de los tipos de interés. Pero lo cierto es que varias entidades financieras han decidido ya eliminar la información comercial que ofrece de su oferta hipotecaria de los comparadores y portales financieros e, incluso, de sus propias webs, donde no ofrecen detalles de las condiciones de sus créditos para vivienda. En próximos días, una vez aclarado el panorama, tras la publicación del cambio legal que obliga a los bancos a hacerse cargo del impuesto de actos jurídico documentados (IAJD), volverán a ofrecer detalles de su oferta. Modificada, o no. Este lunes es el primer día laborable de oficinas abiertas tras la entrada en vigor del real decreto ley que obliga a los bancos a asumir el pago del impuesto de actos jurídicos documentados en las hipotecas.    

Al menos seis entidades financieras: SantanderSabadell, IbercajaMediolanunCajaSur y Globalcaja (marca conjunto de las cajas rurales) han suprimido la información hipotecaria de portales como Credimarket, especializado en información financiera, que recoge la oferta comercial de los bancos y actúa como intermediario en esas operaciones.

Otros bancos, como CaixaBank, no han retocado su oferta, pero sí que ha elevado el tipo de interés de sus créditos en los últimos 20 días. En el caso de la entidad que preside Jordi Gual, el cambio no está relacionado con las sentencias del Tribunal Supremo, afirman fuentes consultadas: «Se trata de una revisión relacionada con la evolución de los tipos de interés». También indican que ese cambio se aprovechó para eliminar la comisión de apertura de las hipoteca a tipo fijo (no ofrece información comercial de las de tipo variable), que era del 1%.

¿Cómo evolucionarán los tipos de interés?

El euríbor a 12 meses, principal índice de referencia de los préstamos hipotecarios, encadenó en octubre el sector mes consecutivo de subida y cerró el mes en el -0,1666%. Desde un enfoque interanual, el índice registró el primer repunte desde principios del 2012. Refleja de esa forma la expectativa alcista de los tipos oficiales a medio y largo plazo, un argumento que utilizan las entidades financieras para justificar incrementos en los tipos de interés que utilizan en el crédito.

No obstante, el tipo medio de los préstamos hipotecarios a más de tres años  para adquisición de vivienda libre se situó en el 1,891%, según datos de la Asociación Hipotecaria Española. Se trata de uno de los tipos medios más bajos desde la salida de la crisis, aunque es cierto que registró un repunte del 0,018%, respeto al valor observado hace 12 meses.

El Banc Sabadell dejó de publicar las hipotecas en su web y en otras, tras conocerse la primera sentencia del Supremo que cargaba el impuesto a los bancos y prepararse, así, para las nuevas condiciones del mercado. La hipoteca fija, a 30 años, tenía un interés del 3,45%, con una comisión de apertura del 1,50% si se contrataban tres seguros (hogar, vida y protección de pagos). El banco no ha concretado qué condiciones ofrecerá a los clientes cuando se «normalice la situación», tras los cambios normativos.

Menos detalles

El Banco Santander ha dejado de publicar el interés de su hipoteca variable en las webs entre el jueves y el viernes de esta semana. Esta hipoteca, una de las más baratas del mercado, presentaba un tipo de interés fijo al 1,79% el primer año y de euríbor más 0,79 % el resto si se financiaba hasta el 60% del valor de la vivienda (para mayor porcentaje, el interés era superior), con una comisión de apertura del 0,50 % y se cumplía con las siguientes vinculaciones: domiciliar una nómina o prestación por desempleo de al menos 1.200 euros al mes, o pensión de al menos 600 euros al mes, o pago a la Seguridad Social como autónomos de al menos 250 euros al mes, o ayudas de la PAC por un importe mínimo de 3.000 euros al año, más otras tres vinculaciones.

Ibercaja durante el mes de octubre cambió los intereses de varias de sus préstamos para vivienda. Prácticamente en todos los casos lo hizo para modificar al alza el tipo de interés, salvo en el de sus hipotecas fijas a 25 y 30 años. En las variables, la entidad ha subido. Por ejemplo, en su Hipoteca Ideal ha pasado de un tipo del 1,6% al 1,7% para los primeros 12 meses y del 1,05% al 1,10% para el resto.

El BBVA no ha tocado, de momento, su oferta. Esperará a ver cómo actúan las entidades de la competencia. De momento su hipoteca variable tiene un tipo de interés del 1,89% fijo el primer año y de euríbor más 0,89% el resto, sin comisión de apertura. La vinculación necesaria para obtener estas condiciones implican domiciliar de forma ininterrumpida la nómina (de mínimo 600 euros) o pensión (mínimo de 300 euros), desempleo o autónomos en BBVA; seguro contratado con la entidad y seguro de amortización del préstamo. El importe máximo financiado es de hasta el 80% del valor de tasación si es una primera vivienda y el 70% si es una segunda vivienda. La entidad añade que si el titular necesita más importe «intentaremos buscar una solución que se adapte a tus necesidades». 
Tampoco Bankia, entre las grandes entidades financieras españolas, ha modificado las condiciones de sus hipotecas en la web hasta el momento. Ni ha suprimido los datos que ofrece en buscadores. Aunque fuentes consultadas han comentado que no pueden precisar que no se vayan a producir cambios en el futuro, en función de cómo evoluciones el mercado del crédito.

Expectativas inmobiliarias

Con o sin variaciones en las condiciones, el sector inmobiliario señala que, por lo menos, desaparecerá la incertidumbre que ha impedido que en las últimas semanas se hayan paralizado muchas firmas de escrituras. Las promotoras negocian las condiciones del crédito con los bancos, que luego subrogan a los compradores de los pisos. «No tenemos constancia de que los bancos hayan modificado las condiciones, pero creemos que estas acabarán cambiando», ha comentado a este diario el responsable de una promotora que tiene en marchas cientos de viviendas en Catalunya.

«Antes del martes (cuando el Supremo modificó la jurisprudencia) algunas entidades financieras ya habían modificado las condiciones. Y es verdad que nuestros servicios jurídicos han estado alargando el 'timing' para firmar escrituras. A partir de ahora contamos con que las condiciones de los créditos se modificarán», ha comentado el responsable de otra inmobiliaria catalana.

<