Ir a contenido

NEGOCIO MULTIMILLONARIO

El Barça contrata a Javier Botín para el nuevo Camp Nou

La sociedad de inversión JB Capital Markets del hermano de Ana Botín actuará como asesora financiera para el club azulgrana

Andrea López-Tomàs

Maqueta del Espai Barça en una vista aérea.

Maqueta del Espai Barça en una vista aérea. / FC Barcelona

La construcción del nuevo estadio del F. C. Barcelona ya tiene inversores. El club ha contratado los servicios de la sociedad de inversión JB Capital Markets para conseguir los fondos necesarios que le permitan remodelar el Camp Nou, según informa 'El Confidencial'. El proyecto de 600 millones de euros está en manos de la sociedad de Javier Botín, el hermano de la presidenta del Banco Santander, Ana Botín, y el presidente de la Fundación Botín que es el mayor inversor histórico de la primera entidad financiera de España.

JB Capital Markets actuaría como asesora financiera para organizar la financiación de las obras en el estadio y construir el nuevo Palau Blaugrana. La sociedad de Botín se une al equipo integrado por la histórica Goldman Sachs para acelerar los trabajos desde distintos frentes.

Cabe recordar que el Espai Barça fue aprobado hace ya cinco años y a la entidad dirigida por Josep Maria Bartomeu le urge una aceleración del proceso que inevitablemente se topará con el calendario electoral del club, en el 2021. La tardía autorización del ayuntamiento a mediados del año pasado supuso un retraso importante para el proyecto. 

El Espai Barça incluye la ampliación del Camp Nou hasta las 105.000 localidades y la construcción del estadio Johan Cruyff para el equipo femenino y el filial con capacidad para 6.000 culés que se presentará el próximo mes. También se dará una nueva vida a los terrenos del Mini Estadi para el nuevo Palau Blaugrana que acogerá a 12.000 personas y se usará para los eventos de baloncesto, balonmano y hockey sobre patines. 

Camp Nou sin apellidos

La función de la sociedad de Botín va a ser buscar alternativas de financiación para este proyecto multimillonario tras barajarse, durante los últimos años, diversos pactos con grandes marcas comerciales que darían su nombre a la casa del Barça. Pese a los muchos interesados, el club azulgrana no lo pone muy fácil ya que pide que el sponsor ponga al menos 200 millones de euros por adelantado. 

Según 'El Confidencial', JB Capital Markets ya se habría puesto en contacto con varios bancos para que participen en un crédito sindicado que podría superar esta suma que exige la entidad deportiva mientras se sigue negociando el nuevo nombre del estadio. El objetivo es iniciar las obras lo más pronto posible ya que se prevé el derribo del Mini Estadi a finales de este año para empezar a construir el Palau Blaugrana. 

Temas: Camp Nou