Ir a contenido

Chusovitina, la 'abuela' de la gimnasia

A sus 41 años, la ahora uzbeca va a saltar en sus séptimos Juegos seguidos y con su cuarto país

Joan Carles Armengol

Oksana Chusovitina, en su participación en el Memorial Blume del 2014 en Barcelona.

Oksana Chusovitina, en su participación en el Memorial Blume del 2014 en Barcelona. / JORDI COTRINA

Hay casos de longevidad en el deporte realmente sorprendentes. Lo es, por ejemplo, el de 'Chuso' García Bragado, que en Río competirá en sus séptimos Juegos seguidos en marcha atlética. Pero lo es aún más el caso de una gimnasta, una modalidad en la que los grandes campeones apenas duran dos o, como máximo, tres ediciones.

Oksana Chusovitina es el Bragado de la gimnasia. Comenzó, como él, en los Juegos de Barcelona-92 y todavía está dando guerra, y de la buena, en la modalidad de salto. Madre de un hijo de 16 años y con unos abdominales sorprendentes, competirá, también en sus séptimos Juegos, en salto, donde se encontrará a una belga de 15 años, Senna Deriks, y donde la siguiente gimnasta más veterana tiene 32 años, la griega Vasiliki Millousi.

CAMPEONA EN EL 92

Chusovitina fue campeona olímpica por equipos en 1992. Lo hizo con aquel Equipo Unificado que agrupaba a las exrepúblicas soviéticas. Después compitió tres Juegos más con Uzbekistán, ganó una plata en salto en Pekín-2008 como alemana, nacionalidad con la que también estuvo en Londres 2012, y ahora ha regresado al combinado uzbeco para convertirse en la gimnasta olímpica más veterana de la historia.

Su motivacion, medio en serio medio en broma, la encuentra la mamá del tapiz, en un póster de su ídolo cinematográfico que cuelga en la pared de su casa. Es de Tom Cruise. Lo mira cada día y se inspira en él. "Quiero estar en buena forma y no parecer demasiado vieja el día que nos conozcamos", asegura la divertida Chusovitina, que cumple ya 25 años de dedicación plena a su deporte y que acumula también nueve medallas en la infinidad de Mundiales que ha disputado.

ELOGIOS DE COMANECI

La gimnasta exsoviética, exalemana y ahora definitivamente uzbeca se exhibió hace dos años en Barcelona, en el Memorial Blume, dejando muestras de su categoría en la modalidad en la que se ha centrado, el salto. Algunas no entienden que alargue tanto su carrera. "Es un poco demencial", asegura la campeona olímpica del concurso completo del 2012, la estadounidense Gabby Douglas.

Oksana Chusovitina

GIMNASTA UZBECA

"Quiero estar en buena forma y no parecer demasiado vieja el día que nos conozcamos", dice sobre su devoción por Tom Cruise

Pero, en general, su actitud no ha merecido más que elogios, de personalidades tan importantes en este mundillo como el de la rumana Nadia Comaneci o de la campeona olímpica de Atlanta-96, Kerri Strug. "Es impresionante lo que está haciendo Oksana, el máximo respeto y admiración para ella", asegura Strug.

En cuanto a la 'chica 10' de Montreal-76, sus palabras se traducen también en elogios. "Es difícil de creer que alguien de la edad de Oksana siga compitiendo en los Juegos. ¿Cómo puede alguien de su edad conseguir hacer eso con su cuerpo? Hay que estar un poco loca para hacer cosas tan impresionantes. Me quito el sombrero, es impresionante", asegura Comaneci.