Ir a contenido

REACCIONES AL BARÓMETRO MUNICIPAL DEL GESOP

ERC confia en liderar el bloque independentista

Comunes y socialistas coinciden en la necesidad de superar el eje nacional para centrarse en la ciudad

El PP confía en el voto oculto "en un ayuntamiento escorado al independentismo"

El Periódico

Pisarello, Colau y Bosch, en un pleno municipal.

Pisarello, Colau y Bosch, en un pleno municipal. / ALBERT BERTRAN

Pese a que ERC prefiere no valorar de forma oficial el resultado del barómetro de EL PERIÓDICO, que situaba a la formación en segundo lugar tras Barcelona en Comú,fuentes republicanas sacan pecho de ser "la única opción independentista que ahora mismo puede optar a la alcaldía [entre 8 y 9 concejales frente a los 6 de los exconvergentes]", "con el candidato mejor valorado [Alfred Bosch, con un 5,4]", lo que, opinan, les sitúa en "un buen punto de partida para intentar alcanzar la alcaldía". Bosch ha respirado vía retuit, haciéndose eco de un mensaje del exconseller Carles Mundó que reza: "Ciutadans no ganaría las elecciones en Barcelona pese a comerse al PP, que no obtiene ningún concejal, y con un PSC estancado. El bloque del 155 no tienen ninguna opción de un obtener la alcaldía". Breve análisis que manifiesta el deseo de encabezar un hipotético bloque independentista (frente al que el autor del tuit bautiza como ‘del 155’) sin dejarse desplazar de su actual primer lugar con los argumentos de la unidad y elmiedo a Ciudadanos. En este contexto, y con Neus Munté, la candidata del PDECat, como segunda líder mejor valorada (5,3) de entre los hoy por hoy oficiales, y con el tertuliano Jordi Graupera -posible candidato de este posible bloque con una valoración de 5,6-, este martes Ferran Mascarell explicará públicamente "cómo piensa que hace falta afrontar el futuro de Barcelona" (Mascarell dixit), tras la presentación hace unas semanas de su ‘Manifest Barcelona’.

"La encuesta nos dice que la partida está abierta; la alcaldesa Colau está en un atolladero", señala el concejal del PDECAt Jaume Ciurana. La aparente ingobernabilidad que dibuja la encuesta publicada este lunes en este diario ha animado a sectores del entorno independentista a presionar a ERC para que acepte hacer un frente común, a sabiendas de que, con el escenario actual, la fuerza más votada será la que gobierne, en ardua minoría. 

"Ni autoritarismo ni esencialismo"

Para minoría, en la que quedarían los comunes, que pasarían de los ya ajustados 11 concejales a entre 9 y 10. El teniente de alcalde Jaume Asens ha valorado la encuesta, aunque pasando por alto sus resultados y centrándose en la desaparición del PP. "Es un orgullo pertenecer a una ciudad donde el partido más corrupto de Europa puede no obtener representación. Gobierna en España, pero en Barcelona será un partido extraparlamentario, según esta encuesta", ha tuiteado. Fuentes de Barcelona en Comú sí entran a analizar los resultados con un optimista "después de un año de extrema polarización en el eje nacional, seguimos siendo la primera fuerza en intención de voto", lo que, a sus ojos, "significa que ni el autoritarismo del Estado ni el esencialismo excluyente, pueden con Barcelona". 

Fuentes populares aseguran que "el voto oculto garantiza la presencia del PP" y, coincidiendo con el soberanismo, aseguran que el barómetro dibuja "un ayuntamiento ingobernable y escorado al independentismo".

El candidato socialista, Jaume Collboni, cuyo grupo pasaría de 4 a 5 concejales, asegura que ese (discreto) crecimiento "refuerza su convencimiento de la necesidad de situar Barcelona en el centro del debate como la mejor manera para superar el debate identitario y el conflicto político". En eso coinciden con los comunes.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.