Ir a contenido

COMERCIO

H&M tendrá un establecimiento de 5.000 metros cuadrados en el paseo de Gràcia

El proyecto urbanístico sale adelante por silencio administrativo del Ayuntamiento de Barcelona

Tienda de H&M en el paseo de Gràcia de Barcelona.

Tienda de H&M en el paseo de Gràcia de Barcelona. / FERRAN NADEU

La empresa de moda Hennes & Mauritz podrá abrir un establecimiento comercial de 5.000 metros cuadrados en el paseo de Gràcia, 11, de Barcelona (el edificio Generali, en la esquina con la Gran Via) gracias al silencio administrativo del Ayuntamiento de Barcelona y sin que este proyecto urbanístico se haya debatido en el pleno.

La teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, ha explicado este viernes en el pleno que el silencio administrativo positivo que obliga a la aprobación del plan especial urbanístico para la apertura de esta superficie comercial se produjo "el 2 de mayo, en el mandato anterior" y que el actual gobierno ha estudiado si el proyecto tenia fisuras para "tirarlo para atrás" sin encontrarlas.

Sanz ha denunciado que este caso de aprobación "no es el único que el gobierno se ha encontrado sobre la mesa" porque en el mandato del anterior alcalde, Xavier Trias (CiU), "era una práctica que permitía aprobar proyectos por la puerta trasera".

La teniente de alcalde ha hecho estas consideraciones tras pedir al pleno que ordenase publicar en el Boletín Oficial de la provincia de Barcelona y notificar la aprobación definitiva del plan "por imperativo legal".

Todos los grupos municipales han condenado que haya aprobaciones por silencio administrativo sin debate político previo, que el socialista Daniel Mòdol ha calificado de "silencio de los corderos".

Aunque ha señalado que hay que evitar este tipo de supuestos, Jordi Martí (CiU) ha asegurado que en el caso de H&M "el silencio administrativo no debe entenderse ni como negligencia ni como una mala praxis" del gobierno anterior porque "la tramitación del expediente se topó con el calendario del final de mandato y el electoral" y si no hubiera sido así se hubiera aprobado.

Así, CiU ha votado a favor de que se haga efectiva la aprobación urbanística porque está de acuerdo con ella, mientras que BComú y el PSC lo han hecho para no entorpecer.

ERC, C's y PP se han abstenido, mientras que la CUP ha votado en contra porque cree que el expediente contiene irregularidades que permiten rechazar la aprobación del plan por silencio administrativo.

El popular Alberto Fernández ha considerado que en Barcelona hay "demasiados precedentes" de aprobaciones que han permitido construir grandes superficies comerciales y ha citado las de la Maquinista, la de Glories y la de Heron City.

PLAZOS DE INFORMACIÓN PÚBLICA

En este sentido, ha reclamado que en el 2019 se amplíe la duración de los plazos de información pública de dictámenes urbanísticos para que ninguno quede aprobado por silencio administrativo a finales de mandato.

En el pleno se ha aprobado también una proposición que ha presentado por la vía de urgencia Ciutadans por la que el ayuntamiento revisará el estado de tramitación de los diferentes planes urbanísticos que impliquen calificación de suelo para destinarla a superficies comerciales que tengan el plazo de respuesta a punto de finalizar.

El acuerdo se ha aprobado con los votos a favor de todos los grupos, excepto la CUP que se ha abstenido.