Ir a contenido

La fiscalía investiga las concesiones de CiU a los Sumarroca

Anticorrupción sospecha que el exregidor asumió el rol de recaudador de comisiones

La Guardia Civil detiene al consejero de Teyco por pagos al exalcalde de Torredembarra

MAYKA NAVARRO / JESÚS G. ALBALAT / BARCELONA

La constructora Teyco recordó ayer en un comunicado que un 55% de su trabajo es obra pública, que los contratos con la Generalitat no superan el 10% de su facturación, y que han construido en ayuntamientos de todos los signos políticos. La empresa que en su día levantó Carles Sumarroca Coixet, fundador junto a Jordi Pujol Soley de Convergència Democràtica de Catalunya, está siendo investigada por el presunto pago de comisiones que podrían superar el millón de euros. Ayer, tres miembros del clan, Jordi Sumarroca Claverol, consejero delegado de Teyco, su prima y directiva de la constructora, Susanna Sumarroca, y el padre de esta, Joaquim Sumarroca Coixet, presidente honorífico de la sociedad, fueron detenidos por la Guardia Civil en Barcelona acusados de haber realizado pagos ilegales millonarios al que fuera alcalde convergente de Torredembarra, Daniel Massagué. Demasiado dinero para un solo regidor advirtieron fuentes al corriente de las pesquisas, que no descartan que el exalcalde nacionalista, que también fue detenido ayer, se hubiera convertido en un recaudador de comisiones a repartir entre cargos convergentes.

CALABOZOS DE TARRAGONA

En total la Guardia Civil de Tarragona realizó cinco detenciones. El quinto que anoche durmió en los calabozos de la comandancia de Tarragona es Mariano Marià Júdez un asesor fiscal con gestoría en Palafrugell que trabajaba para Teyco. Los cinco pasarán hoy a disposición del titular del juzgado número 1 de El Vendrell que es quien ha dirigido esta investigación en los dos últimos años, con la tutela de la Fiscalía Anticorrupción y el Crimen Organizado.

A las ocho de la mañana, una pareja de guardias civiles de paisano llegaron al domicilio de Jordi Sumarroca. Le detuvieron. Un grupo de agentes permaneció en la casa realizando un escrupuloso registro. Una hora después, el empresario fue trasladado hasta las oficinas de Teyco en Barcelona. Los guardias civiles ocultaron al detenido en la parte trasera de un Opel Corsa sin logotipar, y abandonaron la casa por el párquing, evitando la fotografía del empresario catalán arrestado.

VOLCADO DE ORDENADORES

En la sede de la constructora los investigadores, junto a dos fiscales anticorrupción llegados desde Madrid, volcaron el contenido íntegro de los ordenadores de la sociedad. Por el momento, la Guardia Civil ha detectado movimientos de dinero en favor de Massagué que superarían el millón de euros. Ya están localizadas cuatro transferencias por un total de 581.000 euros desde dos filiales de Teyco a dos sociedades del exalcalde de Torredembarra, una dedicada a la producción de pan y bollería artesanal, y otra a actividades inmobiliarias.

Unos pagos que no se ajustan a trabajos realizados, según las mismas fuentes. Los investigadores buscan facturas falsas y los mecanismos con los que presuntamente se blanquearon esas comisiones. En cualquier caso, sorprende unos pagos tan elevados a un solo alcalde. Lo que hace sospechar a los investigadores que Messegué hubiera asumido un rol de recaudador de comisiones ilegales que posteriormente repartiría entre otros cargos convergentes en administraciones con las que trabajaba Teyco.

En su comunicado, la empresa reconoció haber mantenido relaciones comerciales con el exalcalde, por sus empresas de producción de pan, pero en el «ámbito profesional privado, de forma transparente, legal y documentada». Y negaron con rotundidad formar parte de una trama de corrupción.

Esta operación Petrum es una pieza separada de la investigación judicial iniciada en Torredembarra hace dos años y que supuso la detención en junio del año pasado de Massegué y de seis concejales de CiU y del PP del municipio. En el centro de las pesquisas está un gran aparcamiento de 250 plazas en la ciudad, que nunca llegó a funcionar, y cuya construcción fue adjudicada a Teyco en el 2009 por 2,5 millones de euros. La obra acabó costando un 40% más. Una diferencia de precio que según Teyco fue debido al incremento de partidas que no aparecían en el proyecto inicial y a las variaciones de mediciones. El párquing sigue a día de hoy cerrado porque los costes de su mantenimiento le hacen completamente inviable.

En julio del 2014 Jordi Sumarroca ya fue imputado por esos pagos sospechosos al alcalde y citado a declarar por presuntos delitos contra la Administración Pública. Se acogió a su derecho a no declarar porque la causa estaba secreta y, según sus abogados, facilitó tanto al juez como a los fiscales anticorrupción toda la documentación requerida. La sede de Teyco llegó a ser registrada y los investigadores se incautaron de documentación.

Del análisis de toda esa primera documentación ha partido esa pieza separada centrada en Teyco y sus posibles pagos ilegales. Los detenidos están acusados de diversos delitos contra la Administración Pública en conexión con blanqueo de capitales y organización criminal.

Temas: Corrupción

0 Comentarios