Ir a contenido

INVESTIGACIÓN DE LA 'TRAMA GURTEL'

Camps dimite por el caso de los trajes

La dirección del PP había intentado que el presidente valenciano se declarara culpable y evitara ir a juicio

Campos y Betoret, acusados en el 'caso de los trajes' junto al presidente valenciano, aceptan su culpabilidad

GEMMA ROBLES / Madrid

El presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, acaba de anunciar en una rueda de prensa que ha presentado su dimisión "por el bien de la Comunitat Valenciana, de España y del PP". El dirigente del Partido Popular está imputado por haber recibido supuestamente unos trajes como regalo de la trama Gürtel.

En una comparecencia en la Generalitat y rodeado de su equipo de Gobierno, Camps ha defendido su inocencia y ha recalcado que hace este "sacrificio personal" para facilitarle el camino a la Moncloa al líder de su partido, Mariano Rajoy. El dirigente valenciano ha criticado el "sistema brutal" que ha provocado esta "falsa imputación" y ha asegurado que conseguirá demostrar la inconsistencia de la causa.

Camps ha dicho que ha comunicado su decisión al presidente de las Corts para que inicie el proceso de elección del nuevo presidente de la Generalitat. El dirigente abandonará también su cargo como presidente del Partido Popular en la Comunitat Valenciana (PPCV), según han informado fuentes populares.

La dirección del PP, como publicó este diario el pasado sábado, ha intentado durante estos días convencer al presidente autonómico de que aceptara su culpabilidad, pactara y evitara el trago de verse en el banquillo de los acusados a pocos meses de las generales. Esta opción, que ha sido rechazada por Camps, le obligaba a pagar una multa, reconocer que había mentido y, por tanto, cargar con antecedentes penales.

De hecho, hasta que, a las dos de la tarde, el Tribunal Superior de Justicia de Valencia ha cerrado las puertas, los dirigentes del partido en Madrid pensaban que iba a aceptar esta posibilidad. Desde que el viernes el juez instructor, José Flors, abrió juicio oral para Camps y varios de sus colaboradores más cercanos por el posible delito de cohecho impropio, Mariano Rajoy ha mantenido un estudiado silencio en público mientras intentaba que surtiera efecto esta presión.

Aceptación del delito por los otros imputados

Esta mañana, Víctor Campos, el que fuera miembro del Consell Valenciano y colaborador de Francisco Camps en la anterior legislatura ha comunicado al Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) que acepta la acusación de cohecho impropio en el conocido como caso de los trajes.

De esta forma, Campos acepta que se le aplique la pena más alta que el juez puede dictar para este tipo de delitos. Según se informa desde el TSJCV, será ahora el presidente del tribunal del jurado quien se encargue de establecer la condena definitiva para Campos y el resto de acusados en una sentencia que se dictará en los próximos días.

Se espera que el resto de los imputados en este caso, vinculado a la trama Gürtel, dé este paso en las próximas horas, tal y como les lleva exigiendo Mariano Rajoy desde que se hiciera público que debían ir a juicio. Tras Campos, el siguiente en aceptar la acusación de coche ha sido el que fuera jefe de gabinete de la Conselleria de Turisme de la Generalitat de Valencia Rafael Betoret, que ha llegado a la sede del tribunal sobre las 10.30 horas y que ha evitado hacer declaraciones a los periodistas.

Además de Campos y Betoret, también está procesado por aceptar supuestamente regalos de la trama Gürtel el exsecretario general del PPCV Ricardo Costa.

0 Comentarios