El Periódico

Venta anticipada Raimon en el Auditori 2015

Puig defiende que la agresión al menor de Tarragona fue una "acción fortuita"

El 'conseller' de Interior insiste en que el golpe al menor fue por rebote y dice que personalmente ha pedido disculpas a la familia

Acusa a Llanos de Luna de mantener "una postura de deslealtad institucional rayana en la incorrección"

ANTONIO BAQUERO / Barcelona

Jueves, 15 de noviembre del 2012 - 19.00 h

Felip Puig ha anunciado este jueves por la mañana que va a abrir una investigación interna, lo que técnicamente se conoce como información reservada, para determinar si la actuación de los Mossos en Tarragona, en el curso de la cual resultó herido un menor, es susceptible de ser sancionada.

El 'conseller' ha asegurado que se va a investigar la actuación del sargento antidisturbios que golpeó al menor y del otro agente que después pegó, por dos veces, a otra menor que le recriminaba su actitud. Eso sí, Puig ha insistido en que "la acción por la que se golpeó al menor es absolutamente fortuita resultado de la propia inercia" del golpe que el agente pretendía dar a otro individuo.

El conseller ha recalcado "que la acción del agente no iba en ningún caso contra el menor" aunque ha reconocido que el modo en que el mosso efectuó el golpeo --de arriba a abajo y por encima de la cabeza-- es contraria al protocolo de actuación. El conseller, además, ha avanzado que también se va a investigar al agente que acto seguido golpeó por dos veces a una menor que le recriminaba su actuación. Sin embargo, Puig ha dicho que, si la familia cumple con su intención de denunciar judicialmente la actuación policial, la investigación interna habrá de dejarse en suspenso por no poder desarrollarse en paralelo con la del juez.

Pese a la agresión al menor, el conseller ha insistido en "felicitar a los mandos de los Mossos" por el modo en que actuaron ante las acciones de pequeños grupos de violentos, que cifró en unas 200 personas, que iban con material inflamable, barras de hierro, material explosivo y botellas. "La actuación ha sido muy buena y ha evitado que los violentos cumplieran con su intención de, por ejemplo, quemar la Caja de Ingenieros".

El conseller ha lanzado una dura andanada contra la delegada del Gobierno, María de los Llanos de Luna, que acusó a Interior de no poner protección ante la jefatura del Cuerpo Nacional de Policía, donde fueron incendiados dos furgonetas policiales. Puig dijo que la delegada "mantiene una postura de deslealtad institucional rayana en la incorrección" y que "manipula la actuación policial". El conseller ha señalado que "por la mañana estaba previsto que hubiera protección de los Mossos ante Jefatura y que finalmente no se colocó porque desde la delegación del Gobierno se nos dijo que no hacía falta". "Por la tarde se cambió de opinión y se nos pidió que se colocara pero ya no nos daba tiempo", ha dicho Puig.

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario