El Periódico

LA LACRA DE LA CORRUPCIÓN

Los acusados de la rama valenciana de Nóos justifican la contratación a dedo de Urdangarin

El exdirector general de Ciudad de las Artes asegura que la entidad no responde a las normas de contratación pública

El Instituto Nóos organizó los congresos Valencia Summit entre 2004 y 2006 y recibió por ello 6,2 millones

Los acusados de la rama valenciana de Nóos justifican la contratación a dedo de Urdangarin

EFE / CATI CLADERA

El exdirector del Instituto Valenciano de Finanzas Jorge Vela, durante su declaración este miércoles en el juicio del 'caso Nóos'.

MARGALIDA VIDAL / PALMA

Miércoles, 17 de febrero del 2016 - 19:39 CET

Palma no es el único escenario del ‘caso Nóos’. El gobierno balear de Jaume Matas y la empresa del que fue duque de la ciudad, Iñaki Urdangarin, reunieron en sus filas a la mayoría de los ahora imputados por las presuntas actividades irregulares relacionadas con la causa. Pero hay una rama del entramado en Valencia.

Es la relacionada con la celebración entre los años 2004 y 2006 de los congresos Valencia Summit, que tenían el objetivo de promover la Copa América de Vela. El Instituto Nóos se encargó de organizarlos, mientras que la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia (Cacsa) los patrocinó.Todo ello supuso para la entidad de Urdangarin y Torres recibir 6,2 millones de euros en dinero público.

Las declaraciones de los excargos valencianos empezaron el martes, con la testificación del director general de Cacsa entre 2005 y 2009, Jorge Vela, y continuarán a lo largo de la segunda semana de la vista oral. Los imputados, que se enfrentan a entre seis y 11 años de cárcel, llevaban el discurso aprendido. A diferencia de los arrepentidos del gobierno de Matas, que señalaron en las primeras sesiones al exmandatario como máximo responsable de la presunta trama corrupta, los acusados de la rama valenciana justificaron en todo momento sus acciones.

El argumento principal fue que la contraración a dedo de Nóos por parte de Cacsa no fue irregular, ya que, al tratarse de un convenio de colaboración no tenía que responder a la Ley de Contratación Pública, por lo que no era necesario realizar un concurso público. En este sentido, tanto Vela como su predecesor en la dirección general de Cacsa, José Manuel Aguilar, aseguraron que los contratos con la entidad de Urdangarin "cumplieron todos los trámites de control" y que "la asesoría jurídica de la entidad nunca dijo que se tenía que actuar de otra forma".

SIN CONFESIONES

Elisa Maldonado, directora de gestión de Cacsa en aquellos años, se exculpaba al afirmar que "yo poca capacidad de decisión tenía en el dinero invertido, ni siquiera en si se hacía el 'summit' o no". En la misma línea declaró Luis Lobón. "Yo no le he dicho nunca a nadie 'fuerza las normas'", dijo el exsecretario autonómico de eventos y proyectos.

Uno de los puntos controvertidos del interrogatorio fue el dedicado a los informes elaborados por Maldonado. La acusada insistió en que "no era necesario elaborar ningún informe técnico sobre los eventos", a pesar de que existe uno del Valencia Summit del 2005, que, según dijo, "valoraba la decisión estratégica de la empresa".

Según la Fiscalía, Vela solicitó este informe a Maldonado para justificar el primer convenio con el Instituto Nóos, para el evento del 2004, hecho que la exdirectora de gestión de Cacsa ha negado.

Luis Enrique deja fuera al lateral derecha tras su buen partido contra el Mönchengladbach