Entradas para el teatro

ÚLTIMA HORA El ginecólogo congoleño Denis Mukwege, premio Sájarov del Parlamento Europeo

Música directa

EL LEGADO DE UN GRUPO ICÓNICO DEL POP-ROCK CATALÁN

Un canto a la amistad

Pep Sala cierra mañana en el Sant Jordi Club la gira del 25º aniversario de Sau

El recital será benéfico y tendrá como invitados a Steve Hogarth, Gerard Quintana y Manel Fuentes, entre otros

El artista interpreta 'Glòria' en exclusiva para EL PERIÓDICO

/ MARIESA GONZÁLEZ / RICARD FADRIQUE Foto: FERRAN SENDRA

El artista interpreta 'Glòria' en exclusiva para EL PERIÓDICO

NÚRIA MARTORELL
BARCELONA

Viernes, 1 de febrero del 2013

Siempre en la memoria 8 Pep Sala, después de interpretar 'Glòria' en acústico para EL PERIÓDICO.

Cuando Pep Sala puso en marcha en el Palau de la Música la gira del 25º aniversario de Sau (corría el mes de noviembre del 2011), poco sospechaba que se prolongaría entrado el 2013. «Nada de esto estaba planificado. Cuando hice ese primer recital ya tenía una tendinitis en ambas muñecas y el médico me recomendó que actuara poco y me operara. La idea era hacer cinco o seis conciertos, ¡y ya vamos por la veintena!», exclama el cantante y guitarrista. Pero se acabó. Mañana pondrá fin a este 'tour' conmemorativo en el Sant Jordi Club. Y en forma de concierto benéfico.

El dinero que se recaude lo gestionará Mister H, «que tiene a Gabriel Pérez como presidente. Se trata de una asociación que se dedica a vehicular fondos a oenegés -aclara-, en un momento de tantos recortes. Y lo destinará a las fundaciones Pare Manel y la de Ramon Martí i Bonet contra la ceguera, que se dedica a operar a niños en países subdesarrollados. A veces son intervenciones sencillas, que apenas cuestan 10 dólares y los pequeños recuperan la visión. Y Gabriel me explicó que se encuentran haciéndolas ahora incluso en Barcelona. Que hay familias que no pueden costearlas».Para la ocasión, Sala reunirá por primera vez a la banda de Sau de la época de 'El més gran dels pecadors'. «No nos habíamos juntado desde 1995, así que ¡menuda ilusión! Es quizás la formación más genuina de Sau, la de su época dorada», evoca.

También contará con invitados como Steve Hogarth, el cantante del genial grupo británico Marillion, con quien ya ha coincidido en otras ocasiones («y hasta tenemos un disco juntos en directo»). Un dato curioso: en su reciente actuación en Barcelona, Hogarth descolocó al personal cantando 'Boig per tu'. Y aún habrá más colaboradores: Gerard Quintana, Manel Fuentes y el sevillano Javian. «Estos cuatro invitados especiales tienen un talento extraordinario y aportarán un plus al concierto que se agradece. Tanto yo como el público. Porque yo no soy cantante, sino un tío que canta. Mi tesitura de voz nada tiene que ver con el del añorado Carles Sabater. Así que será estupendo que se vayan cambiando los timbres».Sau fue un grupo icónico del pop-rock catalán que vio cómo se truncaba su destino cuando su indiscutible y carismático 'frontman' murió abruptamente a los 36 años. Sala, la mitad del infalible tándem, ha reivindicado los éxitos de la banda en distintos formatos (en el 2003 lo hizo incluso mezclando música clásica y rock en 'Una nit amb orquestra'). «Y en mis propios conciertos me gusta incorporar alguna pieza, pero de forma equilibrada. Estoy muy orgulloso de esta etapa y me gusta reivindicarla. Pero no quiero abusar de ese pasado. Vivir de revivals», puntualiza.

Operación de muñecas

El autor de éxitos como 'Tornar a començar' tuvo que reinventarse, ya fuera en solitario o con la Banda del Bar. Y para el 2013 anuncia un nuevo disco. «Llevo cuatro años sin sacar ninguno». Está pendiente, sin embargo, de que le avisen de la Seguridad Social para esta operación de muñeca. Además, la lesión se ha complicado y sufre también del síndrome del túnel carpiano. «Pero no quiero dramatizar».Para el acústico de EL PERIÓDICO no duda en elegir qué tocar: 'Glòria'. Motivos no faltan. «Uno de nuestros temas recurrentes era la amistad. Nos gustaba hablar y componer sobre la complicidad entre la gente. Lo curioso es que muchos pensaban que nuestras letras eran de amor, cuando eran un canto a la amistad».

Publicidad