El Periódico

Entradas MOUSTACHE

Tras la captura del 'Chapo'

Una colombiana es ahora la narco más buscada

El bajo perfil de María Teresa Osorio, que lavó dinero del cártel de Medellín, la ha convertido en una 'narcoabuela fantasma'

TONI CANO / MÉXICO

Jueves, 14 de enero del 2016 - 18:07 CET

María Teresa Osorio.

Tras la recaptura de Joaquín ‘el Chapo’ Guzmán el pasado viernes, una mujer colombiana llamada María Teresa Osorio de la Serna ha pasado a encabezar la lista de los narcotraficantes más buscados por la agencia antidrogas estadounidense, DEA. Pero, al contrario que el capo del cártel de Sinaloa, Osorio, que tiene 65 años de edad, ha mantenido un muy bajo perfil en los últimos 30 años, y ya se la conoce con el sobrenombre de la ‘narco fantasma’ igual que con el de la ‘narcoabuela’.

María Teresa Osorio se convirtió en la década de los años 80 en la lavadora de dinero más importante del cártel de Medellín, entonces en su apogeo bajo el mando de Pablo Escobar, quien, antes que ‘el Chapo’, fue el capo más poderoso de la historia. Con apenas una foto de años atrás, la DEA le sigue la pista desde el 2005, cuando la señaló como una mujer de poco más de metro y medio de altura, bien armada y muy peligrosa.

RESIDENCIA PRINCIPAL

Con alias como María Teresa Correa, María Teresa de la Serna, Gloria Bedoya, Teyer Washington e Iris Conde, la narcotraficante ha seguido viviendo en Colombia tras el desmantelamiento del cártel de Medellín, pero en los últimos cuatro años se ha movido también por lugares de Estados Unidos, como Miami y Nueva Jersey. La DEA sospecha que su residencia principal sigue estando en algún lugar cercano a su natal Medellín.

En la lista de los delincuentes más buscados, la acompaña otro narcotraficante, John Alexander Thompson, un afroamericano caribeño de 56 años, que ha vivido en Curazao y las Antillas Holandesas y se ha movido también por ciudades estadounidenses, entre ellas Atlanta, Miami y Nueva York, traficando heroína.

Cristiano volvió a encararse con la afición madridista