El Periódico

Entradas para el concierto de Andrea Motis y Juan Chamorro con la Orquestra Nacional Clàssica d'Andorra

LA ELECTRÓNICA DEL AÑO

La realidad virtual y la internet de las cosas, tecnologías claves del 2016

El lanzamiento de las gafas Oculus y las Playstation VR impulsarán las experiencias inmersivas

La conexión de todos los objetos permitirá el control a distancia de los dispositivos del hogar

La realidad virtual y la internet de las cosas, tecnologías claves del 2016

REUTERS / STEVE MARCUS

 Un hombre prueba las gafas de realidad virtual Oculus Rift en la feria CES de Las Vegas.

Viernes, 8 de enero del 2016 - 20:07 CET

En cuestión de tecnología el tiempo pasa muy, muy deprisa. El 2015 ha estado marcado por el lanzamiento del iPhone 6s y el Apple Watch, el despegue de los drones de consumo y la sorpresa de última hora de los hoverboard (por definición, aerotablas, pero que a la práctica llevan ruedas y usan tecnología similar a la de los Segway), pese a que algunas se incendiaban por un problema de fabricación. Pero un nuevo año ha empezado, y desde el sector tecnológico se prevé que este ejercicio lo protagonicen la realidad virtual, sobre todo por el estreno de las gafas Oculus, y del desarrollo de la internet de las cosas a mayor escala.

Durante el 2016 continuarán apareciendo nuevos móviles y tabletas más potentes, cámaras de fotos evolucionadas, televisores con mayores prestaciones... Pero la tecnología de consumo seguirá sorprendiendo sobre todo en el campo de la tecnología vestible, cuyas ventas se multiplican: según la consultora IDC, solo en el tercer trimestre se vendieron en el mundo 21 millones de wearables, el doble que un año antes. “El tipo más común de wearable hoy es bastante básico, como pulseras para deporte, pero en los próximos años esperamos una proliferación de formatos y tipos de dispositivos. Ropa más inteligente, gafas e incluso hearables (dispositivos para el oído) están en sus primeras fases de adopción masiva”, predice Jitesh Ubrani, anallisa de IDC. Sobre relojes inteligentes, la firma calcula que en el 2015 se hayan vendido unos 21,3 millones en todo el mundo, que en el 2016 sean 34,4 millones y que en el 2019 alcancen los 88,3 millones.

GAFAS

Pero probablemente la tecnología que dará más de qué hablar este año será la realidad virtual. La vieja aspiración de la industria de crear aparatos totalmente inmersivos dará un gran salto cualitativo gracias al lanzamiento –previsto para este año- de las gafas de realidad virtual Oculus (compañía comprada por Facebook por  1.900 millones de euros), las de Sony, PlayStation VR y las de HTC (Vive). A la práctica, estos dispositivos muestran al usuario una gran pantalla ante sus ojos, convirtiéndolos en los protagonistas, ya que la acción cambia dependiendo de los movimientos y gestos del usuario (gracias a los sensores de las lentes).

“La realidad virtual ya está cambiando industrias como la de los videojuegos o la cinematográfica, entre otras. Como toda evolución, este fenómeno está comportando un cambio de paradigma y un cambio en la forma de consumir información y de generarla”, explica el director general de la Mobile World Capital Barcelona, Aleix Valls. “El mundo de los videojuegos es uno de los que más está abrazando esta tecnología”, expone por su parte Simón Lee, fundador de la incubadora de empresas de videojuegos Gamebcn y cofundador de Incubio. “La piedra angular de su triunfo será que los desarrolladores sean capaces de desarrollar productos adecuados para estos dispositivos, que exploten sus capacidades, para que los usuarios puedan aceptar masivamente y disfrutar de esta tecnología”, agrega Lee.

Pero la realidad virtual no solo afecta al campo de los videojuegos, sino a muchos otros ámbitos, como el cine –ya hay producciones específicas para las Oculus, donde el usuario puede sentirse dentro de una escena de una película- o el turismo –visitar escenarios lejanos sin salir de casa-. “Además de su impacto en el campo del ocio y el entretenimiento, a corto plazo también veremos cómo la realidad virtual transforma el sector de la educación”, predice Valls. Falta por ver la acogida del público a estos dispositivos que costarán más de 350 euros.

TODO CONECTADO

Otra de las tendencias tecnológicas llamadas a cambiar el año es la internet de las cosas –interconexión de objetos-, que aunque ya presente desde hace unos años en la sociedad, se espera su despegue definitivo este año. “El hogar digital ya es una realidad. La evolución tecnológica ha permitido que la domótica y la internet de las cosas lleguen a casa de un ciudadano corriente”, explica Valls. Control de temperatura del hogar a distancia, apertura de la cerradura con el móvil, neveras que te dicen qué te falta por comprar… “El 2016 será un año muy importante para la implantación de nuevas propuestas en esta dirección y el reto es capacitar al ciudadano para gestionar estas nuevas herramientas y soluciones para el hogar de manera eficiente, sencilla y segura”, completa Valls.

También habrá, predicen los expertos, grandes avances en automoción, con el coche conectado dando pasos hacia la conducción autónoma; mientras que el pago con el móvil y las transacciones financieras entre usuarios se extenderán aún a más países (Apple Pay llegará a España). El vídeo ‘on line’ (en streaming) seguirá con su evolución y, sobre todo, el big data impregnará aún más industrias en un mundo en el que todo, cualquier objeto, se está volviendo inteligente.

Avances en la industria energética

En la industria energética también se esperan importantes avances tecnológicos este año, explica Valls. “El 2016 debe ser clave para generar propuestas que aporten valor y alternativas al consumo energético actual que se instauren definitivamente en nuestra sociedad”, explica el director general de la MWCB.

"La democratización de la producción energética gracias a las energías renovables y a la capacidad del individuo de convertirse en productor, consumidor y gestor de la propia energía marcará el cambio de modelo en el sector. Veremos nuevos ejemplos en línea de las baterías para el hogar de Testa, las Powerwall, que son un clave ejemplo de la inminente transformación de las infraestructuras energéticas mundiales hacia un modelo sostenible, autogestionable y global", agrega Valls.

Piqué volvió a estar inspirado en la celebración del doblete en el Camp Nou. Repasamos sus diez mensajes más punzantes al Real Madrid

Robert Fernández admitió que "a Sandro le abriremos la puerta para que salga"