• Jueves 24 julio 2014, 12:37 h

elPeriódico.com

Compra tus entradas para Canet Rock

Regístrate | Iniciar sesión

Una historia de la pasión ciudadana por la aeronáutica

Globos sobre Barcelona

El libro 'Més lleugers que l'aire' recrea las hazañas de los primeros dirigibles en la capital catalana

Las ascensiones aeroestáticas eran peligrosas por el riesgo de perderse sin rumbo mar adentro

Martes, 27 de noviembre del 2012 Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto
CRISTINA SAVALL
BARCELONA

Todavía hay ancianos que cuentan con entusiasmo a sus nietos cómo el 3 de octubre de 1932 contemplaron en El Prat un gigantesco dirigible con estructura cilíndrica de aleación de aluminio. Era el Graf Zeppelin, el faraónico globo de 105.000 metros cúbicos. No era su primera visita a Barcelona, ya que en agosto de 1929 sobrevoló los tejados del paseo de Gràcia, la Rambla y Montjuïc con motivo de la Exposición Internacional, pero nunca antes había hecho escala en El Prat, tras cruzar el Atlántico desde Brasil rumbo a Württemberg (Alemania).

A la izquierda, el 'Graf Zeppelin' en la exposición de 1929. A la derecha, el dirigible en una escala. Abajo, grabado publicado en Francia en 1797, y a su derecha, una ilustración aérea. ALBERTÍ EDITOR

Mover la secuencia hacia la izquierda Mover la secuencia hacia la derecha
A la izquierda, el 'Graf Zeppelin' en la exposición de 1929. A la derecha, el dirigible en una escala. Abajo, grabado publicado en Francia en 1797, y a su derecha, una ilustración aérea.
A la izquierda, el 'Graf Zeppelin' en la exposición de 1929. A la derecha, el dirigible en una escala. Abajo, grabado publicado en Francia en 1797, y a su derecha, una ilustración aérea.
A la izquierda, el 'Graf Zeppelin' en la exposición de 1929. A la derecha, el dirigible en una escala. Abajo, grabado publicado en Francia en 1797, y a su derecha, una ilustración aérea.
A la izquierda, el 'Graf Zeppelin' en la exposición de 1929. A la derecha, el dirigible en una escala. Abajo, grabado publicado en Francia en 1797, y a su derecha, una ilustración aérea.

Edición Impresa

Edición Impresa

Versión en .PDF

Información publicada en la página 44 de la sección de cv Gran Barcelona de la edición impresa del día 27 de noviembre de 2012 VER ARCHIVO (.PDF)

«Su aparición fue saludada con una salva de aplausos y una euforia desbordada». De esta y de muchas historias más versa Més lleugers que l'aire. Globus i dirigibles al cel de Barcelona (1738-1937), el nuevo libro de Ròmul Brotons, autor de Parcs d'atracció de Barcelona y de La ciutat captiva. El ensayo forma parte de la colección Orígens de Albertí Editor.

GANÓ SEVILLA

«La esperanza de la Generalitat republicana era que Barcelona tuviera una escala permanente de dirigibles. Se volcaron muchas ilusiones pero el Gobierno central optó por Sevilla. Recuerda a situaciones actuales», argumenta Brotons.

A principios de los años 30, por no haber no había ni una carretera en condiciones con acceso al entonces pequeño aeródromo de El Prat. Pero desde horas antes las instalaciones se llenaron de personalidades, periodistas y curiosos, que escuchaban por la megafonía: «Se ruega al público que cuando el zepelín esté maniobrando guarde el más absoluto silencio para evitar desgracias».

El autor dedica un interesante capítulo a la mala suerte de Barcelona en el terreno aeronáutico, y ello se debe a que en esos tiempos heroicos lo único que se sabía con certeza es cuándo y de dónde partía un globo. Por ello, se evitaban las exhibiciones en ciudades portuarias ya que el peor destino, el más peligroso, era perderse mar adentro. «Resultaba imposible predecir dónde y en qué momento aterrizaría, incerteza que causaba no pocas calamidades, pero que motivaba una profunda admiración por los hombres y mujeres que se aventuraban a volar», escribe el autor en el prólogo.

En 1854, los propietarios de los Campos Elíseos, el parque de atracciones que albergó el paseo de Gràcia, contrataron al aeronauta francés Buisley, hijo de una familia de artistas circenses, un famoso acróbata con experiencia en los espectáculos en el aire. El globo fue hinchado con gas del gasómetro de Gràcia para ser trasladado al centro de las montañas rusas, la gran atracción.

La fuerza ascensional de un globo es mayor que el peso del conjunto. Así pudo sobrevolar el recinto durante 10 minutos con un público boquiabierto, que se llevó un susto de muerte cuando de repente se levantó una racha de viento que hizo virar la esfera hacia el mar. Buisley logró sobrevivir, pero, según el Diario de Barcelona, el piloto había sufrido «los más atroces y espantosos martirios» al intentar abrir la válvula para iniciar el descenso antes de sobrevolar el puerto.

«El mecanismo no funcionó y Buisley tuvo que trepar por las cuerdas para agujerear el globo. El frío intenso lo dejó agotado y al caer al agua perdió el conocimiento. Por suerte había tenido la previsión de ponerse el salvavidas y fue recogido por un vapor justo a tiempo de evitar que muriera asfixiado por el gas que se escapaba del globo», relata el artículo recogido por Brotons, que ha pasado cientos de horas en hemerotecas.

Aún más desgraciada fue una ascensión realizada en 1862. El intrépido aeronauta era Antonio Menis, conocido como El Mallorquín, que solo tenía 13 años, lo que provocó la indignación del público cuando la prensa escribió sobre él tras su desafortunado accidente. En plena exhibición el globo comenzó a arder, dejando al joven colgado de una cuerda a unos 12 metros de la cesta. Al estrellarse contra un tejado de la calle Petritxol, el chico cayó por un patio interior. Se sobrepuso a las heridas, pero no tuvo la misma suerte un espectador que falleció al caer de una azotea de la calle de Sant Honorat cuando pasaba unos binoculares a su vecina.

Noticias relacionadas

 
Votos:
+0 votar a favor
-0 votar en contra
Compartir: delicious digg technorati yahoo meneame facebook buzz
Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto

Escribe tu comentario:

AVISO: El comentario no puede exceder de 500 caracteres

PARA PARTICIPAR DEBE SER USUARIO REGISTRADO. (Registrarse | Iniciar Sesion)

Barcelona

Lo +

Lo más
Mostrar grupo Lo más visto
Ocultar grupo Lo más comentado
Mostrar grupo Lo más valorado
Mostrar grupo Lo más enviado

También en elPeriódico.com