30 nov 2020

Ir a contenido

TÚ Y YO SOMOS TRES

TV-3 y el singular caso del 'major' Trapero

Ferran Monegal

El triunfo de Trapero en ’Polònia’ (TV-3).

El triunfo de Trapero en ’Polònia’ (TV-3). / TVC


Tras la sentencia absolutoria de la Audiencia Nacional sobre el 'major' Josep Lluís Trapero, he seguido con sumo interés el clima de satisfacción generalizada que se ha producido en TV-3. En casi todos los programas de la casa, desde 'Els matins', los 'TN', el 'Tot es mou', hasta las madrugadas del 'Més 324', la alegría es evidente. El punto de sarcasmo de 'Polònia' también contribuyó con un 'sketch' estupendo en el que escenificaron a Trapero (Pep Plaza) sirviéndole a Pérez de los Cobos (David Olivares) la sentencia en una olla, para que se la tragase entera, y diciéndole que no se levantaría de la mesa hasta: «Que no te hayas comido toda la mierda que lanzasteis sobre mí». Y que fuera engullendo, sin patatas ni nada «El atestado en el que me acusabais de cooperar con el govern independentista». ¡Ah! Certero 'sketch'. No solo es humorístico, es demoledor. Efectivamente. La sentencia es clarísima al respecto: el 'major' Trapero no se puso de acuerdo con los que lideraban el proceso independentista, ni apoyó sus actos, ni puso los Mossos a su servicio. Y es aquí, precisamente, donde surge la apasionante singularidad del 'caso Trapero'. La enorme alegría que sacude gozosamente a TV-3 –el gran artefacto de propaganda independentista por excelencia– resulta que se produce por una sentencia que lo que certifica es que Trapero no apoya la independencia. ¡Ahh! Parece una incongruencia.

Esta particular situación político-televisiva la resaltó precisamente en 'El Palmar de Troya FAQS' el filósofo y consultor cultural Xavier Fina. Estaba invitado en el templo como cuota disidente, y Fina advirtió precisamente esto: a la vista de la sentencia resulta que Trapero no es independentista, no apoya la desobediencia y está en contra de lo que impulsa la 'colla política indepe'. Pero no prosperó su argumento. No interesó profundizar en su interesante reflexión.

Yo creo que TV-3 sabe muy bien lo que celebra. Celebra la extraordinaria astucia y habilidad de Trapero. Sabía perfectamente que el diseño del operativo era inútil y torpe. Y que acabaría de forma canalla y vergonzosa, con las imágenes de las palizas y las porras dando la vuelta al planeta. O sea, el mejor espot indepe de la historia. ¡Ah! Miren si es listo, y sabio, el 'major' Trapero, que siendo el protagonista de este festival de satisfacción, no ha aceptado pisar, por ahora, ningún plató de 'la seva'.