Ir a contenido

ESTRENO JUEVES, 7

'Gente de orden' une deporte y periodismo

La nueva propuesta de Eurosport la presentará el periodista Miguel Ángel Méndez y contará con invitados de prestigio como Iñaki Ganilondo, Alberto Contador y Mónica Marchante

El Periódico

Video promocional de ’Gente de Orden’, el programa sobre deporte y periodismo.  / Eurosport

Eurosport estrena 'Gente de orden' este jueves, 7 (21.55 horas), un programa que busca acercar otra visión del deporte al teleespectador. El espacio reúne a grandes referentes del mundo del deporte y del periodismo para mantener con ellos una charla distendida y personal sobre temas que van más allá del deporte.

Miguel Ángel Méndez, coordinador editorial de deportes de Eurosport y presentador del programa, lo describe como "el placer de escuchar". Este proyecto consta de siete episodios con dos invitados muy especiales por capítulo. Los asistentes son personajes destacados en un ámbito concreto, y se sentarán en el diván del plató de Eurosport para hablar de distintas temáticas.

Ellos son: Iñaki Gabilondo, Alberto Contador, Mónica Marchante, Ana Muñoz, Fernando Ruíz, Iván Castelló, Julio Pulido, José Luis Corrochano, Antonio Sanz, Javier Matallanas, Luis Villarejo, Roberto Gómez, Amalio Moratalla y Elías Israel.

Personajes de prestigio

La primera entrega cuenta con Iñaki Gabilondo, uno de los mayores gurús de la profesión que, tras presentar 'Hoy por hoy' durante 25 años en la Cadena Ser y ser un fiel seguidor de Eurosport, compartirá con Alberto Contador, ganador de las tres grandes vueltas de ciclismo,40 minutos de confesiones que ayudarán a comprender el deporte de élite, los secretos del periodismo y los paralelismos que hay entre ambas profesiones.

"Durante 25 años he estado levantándome cada día a las cuatro de la mañana que, aunque no es subir el Tourmalet, requiere una perseverancia y disciplina de vida que evidentemente no es el tipo de vida que lleva un ciclista, pero que sí obliga igualmente a una formalidad y rigor constante”, explica Iñaki en referencia  a la estrecha relación del periodismo y el ciclismo.

"Si respetas tu profesión y trabajas de una manera muy meticulosa, es imposible rendir siempre al máximo durante tanto tiempo. En el periodismo, en el ciclismo y en cualquier trabajo hay que vivir de una manera muy organizada para poder ser serio y, con ello, poder vivir de tu profesión", añade.

El exciclista Alberto Contador es uno de los invitados especiales de 'Gente de Orden'. /SErgi lópez egea

Por su parte, Alberto Contador también encuentra paralelismos entre ciclismo y deporte: "Es importante ser responsable y también perfeccionista. De hecho, pienso que una cosa te lleva a la otra y son condiciones básicas para ambos trabajos. Iñaki en los medios y yo en la bici, somos dos personas inconformistas y sabemos que el más mínimo detalle puede marcar la diferencia de la victoria en una carrera o tener un programa que sea referente".

"Cuando estaba entrenando para competir, aun estando en un gran momento, me esforzaba por pensar en aquellos aspectos técnicos e incluso piezas de la bicicleta que pudieran mejorar más mi rendimiento. Cuando tu meta es la victoria, solo puedes pensar en la perfección, o en su defecto, rozar la perfección", matiza Contador.

Conversación distendida

Actualmente, las noticias se consumen a un ritmo vertiginoso gracias a la tecnología. Sin embargo, en 'Gente de orden' hay espacio para una conversación más relajada y pausada para comprender el vínculo que une al deporte con el periodismo, y la cantidad de experiencias que puede vivir un periodista deportivo a lo largo de su carrera.

Méndez asegura que "todo va tan rápido que creo que hemos perdido la buena costumbre de conversar, de interactuar con el otro, sin un móvil o un ordenador de por medio, de no tener prisa para analizar aquellos aspectos en los que no solemos reparar y, sin embargo, están detrás de los grandes logros, en el caso de los deportistas, o de la transformación de todo un sector, como estamos viviendo en el periodismo deportivo". Y añade que, sobre todo, hemos perdido la buena costumbre "de saber escuchar y comprender mucho mejor aquello que nos rodea".