Rescate

¿Quién es el Equipo A que salvó a los podencos atrapados en el volcán de La Palma?

Cartel que ha aparecido donde estaban los perros cercados por el volcán de La Palma.

Cartel que ha aparecido donde estaban los perros cercados por el volcán de La Palma. / TWITTER @NIPORWIFI

1
Se lee en minutos
Natalia Vaquero
Natalia Vaquero

Periodista

ver +

El 17 de octubre de 2021, un comando compuesto por un pequeño grupo de palmeros se enfrentó a penas de cárcel por haber violado el perímetro de seguridad impuesto por el volcán de La Palma para salvar a seis de sus perros que quedaron atrapados entre la lava escupida desde el 19 de septiembre por el Tajogaite: No tardaron en lograr el apoyo de los isleños y del resto de España que vivía con el corazón en un puño al ver a los podencos indefensos, hambrientos y sedientos en unas balsas en medio del magma.

Son el Equipo A de La Palma, los propietarios de esos animales de caza que no esperaron a que los drones que los iban a rescatar llegasen a la Isla Bonita y se adentraron en el paisaje lunar para recuperar a sus perros atrapados en el ya arrasado barrio de Todoque. Para dar fe de su hazaña dejaron una pancarta: "Fuerza La Palma. Los perros están bien. A Team", escribieron orgullosos.

Los podencos "están con quienes tienen que estar", han declarado los propietarios de estos perros a la web Club de Caza negándose, eso sí, a dar la cara para evitar las multas previstas por saltarse el perímetro de seguridad del volcán.

"Los perros no estaban abandonados a su suerte. Simplemente salieron huyendo en el momento de la erupción del volcán", precisan al portal de caza. El Equipo A llevaba días planificando su rescate. En silencio.

Fue el domingo, 17 de octubre, cuando se llevó a cabo la operación. Así que los perros nunca se escaparon de las balsas ni tuvieron que esperar a los gallegos de Aerocamaras para su rescate.

Noticias relacionadas

Los drones de esta empresa observaron con sorpresa cuando dirigieron sus cámaras al lugar en el que supuestamente estaban los perros que allí no había nada. Sí observaron pisadas humanas y grabaron el cartel de los cazadores.

El Equipo A cumplió su misión a pesar de tener que arriesgar su vida y su bolsillo para rescatar a sus amigos más fieles.