El documento para viajar

Todo lo que debe saber del pasaporte sanitario

Europa busca facilitar la movilidad, pero hay dudas sobre cómo, cuándo o dónde se podrá utilizar el documento

Un turista en un aeropuerto.

Un turista en un aeropuerto. / Shutterstock

6
Se lee en minutos
C. Serrano / Información Alicante

La Unión Europea apostaba el jueves por acelerar la creación de un «pasaporte sanitario» que permita normalizar los viajes a partir de verano ante la presión de socios como España y Grecia, entre otros. Los Veintisiete acordaron empezar a trabajar en el diseño de este certificado digital con el que se pretende informar acerca de si su portador ha sido vacunado.

Pero, ¿qué es un «pasaporte sanitario»?, ¿para qué sirve?, ¿cómo se puede conseguir? Son infinitas las dudas sobre un documento que todavía está por definir. Sin embargo, el director de Inteligencia Turística de Turisme Comunitat Valenciana, Mario Villar, apunta que se trata de «una hipótesis de trabajo más que razonable» que está «muy vinculada a la conciliación necesaria entre la lucha contra la pandemia y la reactivación de la economía», claramente vinculada a la movilidad en el ámbito del turismo.

En la misma línea, el vicepresidente de la Asociación Empresarial Hostelera de Benidorm, Costa Blanca y Comunidad Valenciana (Hosbec), Javier García, destaca la importancia de «permitir a la gente recuperar la movilidad. Cuanto ante se consiga, antes pararemos la destrucción del empleo y la recaudación del gobierno».

La europarlamentaria del PSOE Inma Rodríguez-Piñero también ayuda a resolver parte de las dudas sobre el «pasaporte digital», con información de primera mano después de que la Comisión Europea diese el visto bueno para empezar a trabajar en su creación. Aunque también recuerda que son muchos los aspectos que hay que perfilar, y destaca la importancia de que haya consenso entre los 27 miembros.

1- ¿Cuándo podría llegar el «pasaporte sanitario»?

Inma Rodríguez-Piñero explica que «la intención de la Comisión y el Consejo es que esté listo para el verano». Una vez conseguida la aceptación, la Comisión Europea cuenta con tres meses para elaborar las directrices técnicas. En este sentido, la europarlamentaria socialista insiste en que «es fundamental un criterio único de los 27. Y sería clave que se pudiera coordinar con todos nuestros socios internacionales». 

2- ¿En qué consistiría?

 Se trata de un documento que prueba que has sido vacunado contra el covid-19 y que garantiza la movilidad entre países. Una medida, insiste Inma Rodríguez-Piñero, «importante para reactivar la economía minimizando el riesgo en cuanto a la expansión de virus». Por su parte, Mario Villar recuerda que «es algo que se lleva utilizando años. Cuando viajas a países como la India, por ejemplo, se requieren unos protocolos sanitarios porque sino las autoridades no te dejan pasar. El sistema está inventado». En ello coincide Javier García, al apuntar que en Asia ya existe, «solo hay que copiarlo y aplicarlo aquí». El vicepresidente de Hosbec también destaca el avance de Asia a nivel de la lucha contra el virus y de vacunación, «han ido muy por delante de Europa y de Occidente en general porque han utilizado en el siglo XXI la tecnología del siglo XXI».

3- ¿Qué elementos debería incluir?

 «Algo fácil, que proteja la privacidad de las personas, que sea asequible sin importar el nivel económico y que se pueda conseguir, aunque no se tenga acceso a un teléfono inteligente», destaca la europarlamentaria. «Un historial médico normalizado por un país emisor. En el que se indique si está vacunado o no, o si le hicieron pruebas y su resultado sobre la covid. Si esto sirviera para digitalizar los historiales médicos de los ciudadanos, sería un gran avance, ya que si le ocurriera algo a los turistas en otro país, podrían los médicos conocer las patologías que tiene esa persona», expone Villar. Mientras tanto, García insiste en la importancia de que sea digital, de «utilizar la tecnología del siglo XXI», y pone como ejemplo a la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA), que tiene previsto poner en marcha este mes de marzo la aplicación gratuita Travel Pass, lo más parecido por ahora al «pasaporte sanitario». El representante de Hosbec también apunta a que «el sistema sanitario podría grabar la vacunación o los resultados de los test en el DNI, por ejemplo, incluso crear con nuevas tecnologías una red común para centros privados».

4- ¿Debería ser válido solo para personas vacunadas o podría incorporar test de antígenos o PCR?

La PCR es lo que se exige en la actualidad para viajar. Por ello, Inma Rodríguez-Piñero cree que «lo más importante sería que se rigiera por la vacunación», de ahí la importancia de que «la vacuna sea accesible para todo el mundo y se aplique a toda la población con la mayor rapidez». Javier García, por contra, sí lo considera necesario, ya que «una vez suba la inmunidad de grupo los requisitos para viajar serán menores y, por ejemplo, con un test de antígenos podría ser suficiente». 

5- ¿Quién puede pedir el pasaporte sanitario?

Las autoridades competentes y siempre garantizando la privacidad de las personas.

6- ¿Solo para aeropuertos o en todos los medios de transporte? 

Debería estar en todos los medios de transporte, aunque es algo que todavía está por definir. El vicepresidente de Hosbec, además, opina que debería trasladarse a todo tipo de alojamientos, tanto reglados como no reglados, para garantizar la seguridad y evitar contagios.

7- ¿Quién lo podrá extender?

Mario Villar considera que debería ser la propia Unión Europea gestionado por sus países. «Es algo que debe tener unos indicadores comunes», insiste.

8- ¿Cuál sería su coste o lo extendería la sanidad pública?

Todo está perfilándose todavía. De momento, las PCR para viajar se las está costeando el ciudadano. Es un criterio que tendría que fijar la Unión Europea y los estados miembros, aunque, según Rodríguez-Piñero, «parece razonable que sea accesible a todo el mundo sin discriminación por motivos económicos».

9- ¿En qué países podría utilizarse? ¿Valdría para Europa o para todo el mundo?

La intención es que pudiera ser en todo el mundo. «Pero será fundamental la coordinación con nuestros socios internacionales. No debería ser complicado. Lo hemos hecho en otros campos», apunta la europarlamentaria socialista. El vicepresidente de Hosbec, por su parte, insiste en que lo ideal sería a nivel mundial, pero que como mínimo debería poder utilizarse dentro de la Unión Europea y en el Reino Unido. Villar, a la espera de lo que dictamine la Comisión Europea, insiste en que «el ‘pasaporte sanitario’ como concepto es algo convencional. Lo que cambia es lo que requieran para poder entrar a un país, ya sea de la Unión Europea o de América Latina».

10- ¿Cuál sería su vigencia?

Dependerá de lo que marquen los criterios científicos.

Noticias relacionadas

11- ¿Cómo se velará por la seguridad del viajero cuando contiene datos médicos?

Inma Rodríguez-Piñero no tiene dudas: «se debe garantizar la privacidad. Pero no olvidemos que los test PCR ya contienen información médica». En la misma línea, Mario Villar apunta que «bajo la ‘Ley de Protección de Datos y Garantía de Derechos Digitales (LOPDGDD) 2018’. Esto es algo incuestionable en la que nuestros datos solo deben ser utilizados en caso de que la autoridad sanitaria lo requiera. Aquí no hay debate, la ética está por encima de todo». No del mismo modo opina Javier García, quien recuerda que «los certificados de vacunación ya existen» y aunque está convencido de la importancia de la privacidad, insiste en que «no tiene que prevalecer siempre por encima de la salud».