29 oct 2020

Ir a contenido

evolución de la pandemia

El 45% de los ingresos por covid en Lleida son contagios en reunión familiar

La media de edad de los hospitalizados se sigue situando entre los 65 y los 66 años

El médico ha alertado de que todavía un 2 % de los internados están relacionados directa o indirectamente con el sector de la fruta

Efe

Una sanitaria sale del hospital de campaña anexo al CUAP Prat de la Riba de Lleida, donde se centralizan las pruebas a posibles contagiados de covid-19, este martes 14 de julio.

Una sanitaria sale del hospital de campaña anexo al CUAP Prat de la Riba de Lleida, donde se centralizan las pruebas a posibles contagiados de covid-19, este martes 14 de julio. / EFE / ALEJANDRO GARCÍA

El 45 % de los ingresos por coronavirus en Lleida se han contagiado entre familiares o en reuniones de socialización, según ha explicado el médico responsable de la planta covid-19 del Hospital Universitario Arnau de Vilanova de Lleida, José Luis Morales. 

Asimismo, el doctor ha alertado de que todavía un 21 % de los ingresados están relacionados directa o indirectamente con el sector de la fruta y, un 10 % más, con internos en residencias de la tercera edad o cuidadores de ancianos. 

En este sentido, Morales está “sorprendido” porque todavía existan casos en estos ámbitos, a pesar de las medidas sanitarias que se han tomado en los mismos. 

Por otra parte, Morales ha admitido que la presión asistencial en el Arnau de Vilanova “es cada vez más alta” y que estudian la posibilidad de abrir una quinta planta por si la presión llega a ser “máxima”. 

“Puede que no se necesite, pero tenemos que tenerla preparada por si hay que ir abriéndola como se ha hecho hasta ahora con otras”, ha puntualizado. 

Además, el responsable de la planta de covid del Arnau ha anunciado que durante el día de ayer se llevaron a cabo algunos traslados de pacientes no positivos en coronavirus a otros centros hospitalarios catalanes como es el caso de la Vall d’Hebron (Barcelona), con el fin de “ir ganando espacio”. 

En relación a la gravedad de los pacientes ingresados, Morales ha asegurado que “todos los que ingresan son graves”, pero ha destacado que la tasa de intubaciones ha bajado y que el índice de ingresos en uci se sitúa alrededor del 8 %, cuando en marzo era del 40 %. 

“Los casos siguen siendo graves, pero la evolución es mejor porque hemos cambiado la manera de proceder gracias a las atenciones avanzadas respiratorias que ya damos en planta”, ha dicho. 

Finalmente, la media de edad de los ingresos se sigue situando entre los 65 y los 66 años y, según el doctor, “tenemos la percepción de que los jóvenes son los que más positivos dan, pero los mayores son los que acaban ingresando”. 

Desde el Arnau de Vilanova esperan poder notar una bajada de actividad en los Centros de Atención Primaria (CAP) dentro de 7 o 10 días y, será entonces, cuando se pueda dar por estabilizada o no la situación en el hospital.