01 jun 2020

Ir a contenido

LA VIDA NO VOLVERÁ A SER COMO ANTES

El Imperial College augura que podremos salir a la calle uno de cada tres meses por el coronavirus

Según un estudio, no se recuperarán muchas de las rutinas de antes del confinamiento hasta dentro de 18 meses

El Periódico

Un médico en la planta de pacientes afectados por coronavirus de un hospital de Milán, este lunes.

Un médico en la planta de pacientes afectados por coronavirus de un hospital de Milán, este lunes. / ANDREA FASANI (EFE)

Mientras haya una sola persona en el mundo con el virus, los brotes seguirán desencadenándose sin control a menos que se instauren controles estrictos y medidas de aislamiento para contenerlos. Así lo han asegurado en un reciente informe los investigadores del Imperial College de Londres (Reino Unido) en el que aseguran que para acabar con la pandemia de coronavirus harán falta medidas de aislamiento social prolongadas en el tiempo. 

Según el modelo que proponen en el informe, se debería imponer medidas de alejamiento social más extremas cada vez que los ingresos en las ucis repunten, y suavizarlas al reducirse la cantidad de las personas ingresadas.

Según este estudio, los investigadores concluyen que el alejamiento social y el cierre de escuelas deberían producirse aproximadamente dos tercios del tiempo, es decir, que de cada tres meses, tan solo uno podríamos salir a la calle y aun así, en ese mes, la vida no debería volver a ser como era hasta entonces.

Los investigadores proponen que sea así hasta que haya una vacuna disponible, algo que no se espera, como mínimo hasta dentro de 18 meses.