Ir a contenido

RENCILLAS POR DROGAS

La huida de un clan por una reyerta mortal en Almería acaba en Figueres

La Guardia Civil ha detenido a cuatro miembros de una familia por la muerte de un hombre hace una semana en Gádor

Efe / Almería

Lugar en el que tuvo lugar el tiroteo mortal en Gádor (Almería).

Lugar en el que tuvo lugar el tiroteo mortal en Gádor (Almería). / EFE

La Guardia Civil da por esclarecida la investigación de una reyerta entre clanes en Gádor (Almería) que el pasado viernes provocó la muerte de un hombre y heridas a otras dos personas y por la que se detuvo a un primer sospechoso. Ahora la policía ha detenido a otras cuatro personas, miembros de un mismo clan familiar, que huyeron de Gádor para ocultarse en Figueres (Girona), localidad donde han sido apresados.

Según ha explicado este viernes el comandante Manuel Ruiz, jefe de la Policía Judicial e Información de la Comandancia de Almería, estos cuatro detenidos son un matrimonio y sus dos hijos, identificados como A.F.R., de 52 años, M.S.C., de 49; A.F.S., de 31, y R.F.S., de 28, que huyeron rumbo a Catalunya, en busca de refugio entre familiares y conocidos, tras acabar presuntamente con la vida de un hombre, al parecer por rencillas relacionadas con el tráfico de drogas. Un juzgado de Figueres ha decretado el ingreso en prisión de los cuatro.  Todos ellos están acusados de homicidio doloso, tenencia ilícita de armas y cultivo y elaboración de marihuana. El caso lo lleva el Juzgado de Instrucción número 5 de Almería. 

Familias enfrentadas

Según el relato policial, los detenidos habrían disparado a Juan José C. F. en la barriada de Ossetia del Norte de Gádor, el pasado viernes, así como a un hermano de éste que intentó auxiliarlo de inmediato y a un tercer hermano de la víctima, que acudió en vehículo a socorrerlo. Ambas familias llevaban tiempo "enfrentadas", según ha explicado el comandante Ruiz.

En la investigación, bautizada con el nombre de 'operación Alania', la Guardia Civil ha intervenido en Figueres dos armas cortas "municionadas", 6 kilos de marihuana y 2.500 euros en efectivo. El pasado viernes ya se efectuaron cuatro registros en otras tantas viviendas de los arrestados en Gádor, en las que fueron localizadas cuatro plantaciones de marihuana, armas modificadas y una "cantidad ingente" de munición, lo que hace pensar a los investigadores que "existían rencillas entre ambas familias, motivadas por el tráfico de drogas".