Ir a contenido

INFORME ANUAL DE LOS RECTORES

La transformación digital universitaria

Las facultades gozan de una presencia masiva de internet en las aulas mientras que aumenta el número de titulaciones no presenciales

Olga Pereda

Varios estudiantes de la Pompeu Fabra, en una imagen de archivo

Varios estudiantes de la Pompeu Fabra, en una imagen de archivo / ALFREDO CASAS

"En las universidades, el móvil todavía no es una forma habitual de trabajar en clase, aunque los estudiantes lo están demandando porque es su herramienta habitual". Así lo afirma Juan Gómez Ortega, rector de la universidad de Jaén y responsable del estudio que elabora la Conferencia de Rectores (CRUE) sobre el uso de la tecnología de la información y comunicación en las facultades (Universitic). El último informe, de 2017, deja claro que las universidades están inmersas en la transformación digital del aprendizaje, tanto en la docencia presencial como en la no presencial. El 78% de las universidades han asumido esta transformación con especial ahínco, lo cual no quiere decir -apunta Ortega- que el resto no hayan asumido el reto. “Todos los centros están haciendo un esfuerzo. Se podría hacer más, sin duda. Pero el nivel tecnológico de las universidades españolas está en la media europea”.

El estudio, en el que han participado 49 centros de toda España públicos y privados, demuestra que el 83% de las aulas disponen de conexión a internet para los estudiantes. En pocos años el porcentaje aumentará al 100%. Como marcan los tiempos, cada vez el equipamiento genérico que se pone a disposición de los estudiantes -unos 60.000 ordenadores- es menor pero se aumentan los servicios para facilitar el uso de los equipos propios (20 millones de conexiones wifi al año, lo que implica unas 50.000 conexiones diarias).

Titulaciones no presenciales

La presencia de la tecnología de la información y comunicación en las universidades también queda claro al comprobar el aumento del 17% que han experimentado las titulaciones no presenciales que ofrecen los centros para cursar tanto una carrera como un máster. Este tipo de titulaciones  alcanzan ya la cifra de 484 y representan el 7% del total. Ocho de cada diez universidades ha aprobado iniciativas en relación con la adopción de cursos 'online' masivos y en abierto.

“La docencia presencial no está obsoleta, pero hay muchos estudiantes que demandan este tipo de estudios. Sobre todo, en másteres. En todo caso hay una tendencia que se está imponiendo: profesores que graban sus clases y después las incorporan en plataformas digitales”. El rector de la universidad de Jaén, sin embargo, destaca la “absoluta libertad de cátedra” que tienen los profesores universitarios a la hora de utilizar el método de enseñanza que consideren mejor y más adecuado. “Lo digital implica un esfuerzo por su parte”, recuerda.

Combinar lo antiguo y lo moderno

Más allá de los datos, el presidente de la CRUE y rector de la universidad de Lleida, Roberto Fernández, asume que, a pesar de sufrir recortes del 20% en los últimos años, las facultades han sabido sumergirse en la transformación digital, que implica una mutación de la cultura universitaria y un cambio de mentalidad de profesores y otros miembros de la comunidad educativa. De hecho, las facultades destinan el 3,5% de su presupuesto a las tecnologías de la información y comunicación. Eso sí, el máximo responsable de la CRUE advierte de que la tecnología no puede olvidar dos vértices fundamentales: el punto de vista social y moral. “Hay que tener cuidado en saber combinar lo antiguo y lo moderno. La sabia combinación de ambos elementos es lo que nos conduce al progreso. Pero, ojo, evitemos que lo moderno derive en modernez”, concluye.

La asignatura pendiente de la transformación digital universitaria es la seguridad, un ámbito que están abordando el 64% de los centros incluidos en el estudio (que representan al 84% de los estudiantes universitarios españoles) mientras que el resto “lo harán en un futuro inmediato”.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.