Ir a contenido

Madres solas, logística y contabilidad imposible

MIREIA RECASENS. SAVE THE CHILDREN

Madres solas, logística y contabilidad imposible

Pedro Armestre (Save the Children)

El dato habla por sí sólo: cuatro de cada 10 madres solas con hijos a cargo viven en situación de pobreza en Catalunya. Madres que tienen que hacer lo imposible para criar a sus hijos y que se enfrentan a una doble problemática: a una logística y a una contabilidad imposible.

La gran mayoría de las familias con un único progenitor, el 82%, estan encabezadas por mujeres que estan solas para hacerse cargo de todos los gastos del hogar y de la crianza de sus hijos. Y para muchas de ellas, los números no salen. Aquí empieza la contabilidad imposible: ¿dónde recortar si ya se ha recortado de todos lados? Esto afecta el día a día de estas madres y, de rebote, el de sus hijos e incide en su salud, tanto física como mental porque la situación de precariedad económica en la que viven crea estrés, angustia, depresión… Madres que hacen malabarismos para dar a sus hijos todo lo que necesitan. Pero muchas veces sus sobreesfuerzos no son suficientes y se enfrentan solas a grandes obstáculos como el pago del alquiler, los suministros, la alimentación, los libros de texto, etc. Porque los gastos son los mismos que en cualquier familia, sin embargo, la fuente de ingresos recae en una sola persona, en la que también recae todo el cuidado de los niños y de la casa.

Uno de los principales problemas de las familias monomarentales es tener un trabajo compatible con el cuidado de los niños porque si no, la logística es imposible. Eso hace que muchas veces opten por trabajos de baja cualificación, mal remunerados y precarios, ya que son los únicos que les permiten atender a sus hijos. Sabemos que el trabajo es una de las vías más directas para salir de la pobreza, pero el acceso al mercado laboral se hace muy difícil cuando una está sola y con niños. Por ello, en primer lugar, les toca superar la primera prueba: tener el tiempo necesario para buscar trabajo y luego viene la segunda: mantener el puesto a pesar de los numerosos permisos solicitados para atender a los niños cuando se ponen enfermos, ya que hay madres que no tienen a nadie a quien acudir cuando surge un problema.

La dificultad de conciliar trabajo y vida familiar hace que la mitad de las madres solas esté en el paro. La Renta Garantizada de Ciudadanía, aprobada en septiembre de 2017 en Catalunya, ha sido, sin lugar a duda, un gran paso para mejorar la situación y la conciliación de estas familias ya que, en su caso, la prestación es compatible con trabajos temporales y a tiempo parcial. Sin embargo, su lenta implementación no permite aún hablar de un progreso real para los niños y niñas de familias monomarentales. 

Las políticas de ocupación no son suficientes si no van acompañadas de medidas sociales que favorezcan la conciliación y el cuidado de los hijos. Por eso es necesario implementar medidas que lo permitan como aumentar el permiso de maternidad o paternidad a un año con retribución salarial completa, fomentar convenios laborales que tengan en cuenta las necesidades específicas de estas familias y aplicar beneficios fiscales en la contratación de personas que cuiden a sus hijos. Además, ampliar la deducción por maternidad para madres solas en riesgo de exclusión social – independientemente de que la madre trabaje o no – daría un respiro a estas familias y ayudaría a que los niños y niñas saliesen de esta situación de pobreza y exclusión social.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.