Ir a contenido

INMIGRACIÓN

Salvan junto a Melilla a 31 subsaharianos a los que pincharon la patera

Han identificado al patrón de la embarcación

Europa Press

Rescatadas cuatro pateras en el mar de Alborán.

Rescatadas cuatro pateras en el mar de Alborán. / EFE / ALBA FEIXAS

Los efectivos de los Grupos Especialistas de la Guardia Civil (GEAS) han salvado este lunes a 31 subsaharianos después de que la patera en la que se aproximaban a Melilla fuera pinchada adrede por algunos de los inmigrantes y estos cayeron al mar, donde fueron recogidos por los agentes y llevados al puerto para su asistencia sanitaria. Uno de ellos fue detenido acusado de ser presuntamente el patrón de la patera.

Los hechos ocurren dos días después de naufragar una embarcación de la que han recuperado 21 cadáveres pero podrían ser un total de 47 según la ONG Caminando Fronteras.

El rescate

Según ha informado a Europa Press una portavoz de la Delegación del Gobierno, la madrugada de este lunes, poco antes de las 02,00 horas, el control de fronteras de la Guardia Civil ha avistado una patera que se aproximaba a Melilla por la zona de Horcas Coloradas. Se ha activado el protocolo de los Geas que comprobó cómo la patera es pinchada y sus ocupantes (31) empezaron a caer al mar.

Los Geas los han rescatado a todos y los han subido a la embarcación de la Guardia Civil para trasladarlos a puerto, donde ya se encontraba aguardando un equipo de Cruz Roja que proporciona primera asistencia y mantas térmicas a los inmigrantes. Solo un varón adulto ha sido trasladado al Hospital por hipotermia. Del total de 31 ocupantes (todos subsaharianos), dos son mujeres y dos son menores.

Identifican al patrón

Además han identificado plenamente al patrón, según ha asegurado la citada fuente y se trata de un varón incluido entre los 31 ocupantes de la patera, que ha sido detenido por presunto tráfico ilegal de personas con el agravante de grave riesgo para sus vidas.

La patera era una lancha neumática con un motor de 15 caballos que ha sido extraída del agua por la Guardia Civil.

La Delegación ha destacado que la rápida actuación ha sido crucial para salvar la vida de los 31 inmigrantes evitando desgracias como la sucedida este fin de semana en aguas marroquíes próximas a Melilla, con al menos 21 muertos y que podrían aumentar hasta 47.

"Ha sido, por tanto, una importante labor de rescate frente a la actuación despiada de las mafias que a pesar de la reciente tragedia y las duras condiciones climáticas siguen poniendo em serio riesgo la integridad física de los inmigrantes con un indiscutible desprecio por sus vidas", ha dicho por último la portavoz gubernamental.

0 Comentarios
cargando