La jueza atribuye el naufragio en Lanzarote a la patera y exculpa a la Guardia Civil

Considera que el giro inesperado de la embarcación con inmigrantes provocó el siniestro en que murió un inmigrante y desaparecieron otros seis

1
Se lee en minutos

La jueza que investiga lo ocurrido con la patera que naufragó el pasado 13 de diciembre en Lanzarote tras chocar con una patrullera de la Guardia Civil estima que las pruebas disponibles, incluido el vídeo del SIVE, indican que "la culpa exclusiva" del accidente fue del patrón de la barquilla.

En un auto dictado el pasado 22 de febrero, cuando ya se había incorporado a la causa el vídeo del accidente grabado por una cámara del Sistema Integral de Vigilancia Exterior (SIVE) desde el litoral de Costa Teguise, a unos 1.200 metros de distancia, la magistrada determina que el cabo primero que pilotaba la patrullera Cabaleiro "no tuvo ninguna responsabilidad en la colisión".

"El accidente se debió a la culpa exclusiva del patrón de la patera, quien realizó dos maniobras de giro a la derecha, además de soltar el timón, lo que provocó que la patera interceptara la trayectoria de la patrullera de la Guardia Civil, que nada pudo hacer para evitar la colisión", argumenta la juez Ángela López-Yuste.

Guardias civiles no imputados

La juez de Instrucción número 3 de Arrecife precisa que se basa para hacer esta afirmación en el informe emitido por el perito que designó el juzgado, en la declaración como testigo del guardia civil que manejaba la cámara térmica a bordo de la patrullera en el momento de los hechos y en el visionado de las imágenes captadas por el SIVE y por las cámaras de seguridad del Hotel Oasis.

Noticias relacionadas

El Juzgado expone estas consideraciones en el auto por el que rechaza citar como imputados a los tripulantes de la patrullera de la Guardia Civil involucrada en este suceso, que tuvo como consecuencia la muerte de uno de los 25 inmigrantes marroquíes que iban en la patera y la desaparición de otros seis.

El auto recoge que el perito judicial determinó que "el accidente se debió a la culpa única y exclusiva del patrón de la patera".