Ir a contenido

Sube la incidencia de los tumores en catalunya

La mitad de los hombres y una de cada tres mujeres tendrán cáncer

El avance de la obesidad y la vida sedentaria aumentan los tumores de colon

El consumo de tabaco entre las mujeres dispara los procesos de pulmón

ÀNGELS GALLARDO
BARCELONA

La expansión de las múltiples manifestaciones del cáncer no se detiene en Catalunya y está previsto que siga creciendo en preocupantes proporciones en el próximo decenio. En paralelo, disminuyen las cifras de mortalidad vinculadas a los tumores malignos y se ha conseguido que un 50% de los hombres y un 60% de las mujeres sobrevivan cinco años después de ser diagnosticados. La Conselleria de Salut calcula que uno de cada dos hombres y una de cada tres mujeres desarrollarán un tumor maligno a lo largo de su vida.

En Catalunya se detecta cáncer a 33.700 individuos cada año (20.000 hombres y 13.700 mujeres). Salut prevé que en el decenio del 2020 la cifra de diagnósticos se elevará a 44.300 tumores anuales. Mueren por cáncer unas 16.000 personas cada año.

Ni siquiera se consiguen detener los cánceres claramente atribuidos a causas evitables, como son el de pulmón, directamente relacionado con el consumo de tabaco (que avanza en las mujeres), o el de colon y recto, vinculado a la obesidad y el sobrepeso (que afectan al 50% de la población catalana adulta) y que es consecuencia de una dieta hipercalórica, grasa y excesivamente carnívora, unida al escaso ejercicio físico en todas las edades de la población.

Este segundo aspecto -el aplastante sedentarismo de niños y adultos- será «el problema estrella en la incidencia del cáncer y en la asistencia sanitaria del futuro inmediato», según alertó ayer Josep Maria Borràs, responsable del Pla Director d'Oncologia en la Generalitat.

La intervención de los servicios sanitarios, más dirigidos hasta ahora a la detección y el tratamiento que a la prevención, ha conseguido reducir en un 2% la mortalidad media global de los enfermos de cáncer. «Las cifras son esperanzadoras, pero implican que un 55% de los enfermos han fallecido en los primeros cinco años tras la detección», advirtió Borràs. Los recortes presupuestarios, aseguró, no han alterado los circuitos de detección rápida del cáncer que debe asegurar el diagnóstico, antes de un mes del inicio de la sospecha, de los tumores de mama, pulmón, colon, vejiga y próstata.

ÉXITO DEL CRIBAJE / El cáncer de próstata es el más extendido en la actualidad entre los hombres, aunque causa más muertes el de pulmón. Les siguen, en cifras de afectados y en mortalidad, el cáncer de colon y recto, que también es el segundo más mortal entre las mujeres. El cáncer de mama sigue siendo el más extendido y el que causa más fallacimientos en la población femenina, aunque es también el mejor controlado en las franjas de edad con mayor incidencia. El 75% de las mujeres que son citadas por los servicios sanitarios para que se realicen una mamografía bianual responden a la llamada. Con este control, extendido a toda Catalunya para las mujeres de 50 a 65 años, se detectan cada año una media de 950 incipientes cánceres de mama. El segundo programa de cribaje poblacional de Salut, centrado en el cáncer de colon, beneficia en la actualidad al 20% de la población de Catalunya. Aunque el coste de esta detección es modesto, la rebaja presupuestaria mantiene inamovible desde el 2010 la proporción de ciudadanos controlados.

El cáncer de pulmón, que desciende entre los hombres, crece entre las mujeres de forma «extraordinaria», destacó Borrás, que no dudó en atribuir este incremento a la incorporación femenina al consumo de tabaco experimentada desde los años 70. El cáncer de pulmón ya es el tercero más mortal entre las mujeres. «Este cáncer, uno de los de peor pronóstico, tiene una evolución larga y ahora estamos viendo los resultados del inicio masivo de las mujeres en el hábito de fumar -indicó Borràs-. Si toda la población catalana dejara de fumar en estos momentos [consumen tabaco el 30% de los ciudadanos], atenderíamos cánceres de pulmón hasta dentro de 15 años».

El cáncer de próstata, indican las prospecciones de Salut, afectará a uno de cada seis hombres. El de colon y recto, a uno de cada ocho, al igual que el de pulmón. Los especialistas atribuyen al envejecimiento y a la dieta, entre otros factores, el imparable ascenso del cáncer.

0 Comentarios
cargando