Ir a contenido

EN EL HOSPITAL DE BELLVITGE

Crean el primer banco de heces congeladas para trasplantes de microbiota fecal

Se trata de una terapia en auge para el tratamiento de casos resistentes y reincidentes de colitis

La colitis es la principal infección hospitalaria intestinal y su síntoma más frecuente es la diarrea

Beatriz Pérez

El primer banco de heces congeladas de España está en el Hospital de Bellvitge (Barcelona).

El primer banco de heces congeladas de España está en el Hospital de Bellvitge (Barcelona).

El Hospital Universitario de Bellvitge de L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) ha creado el primer banco de muestras de heces congeladas de España para facilitar y potenciar la realización de trasplantes de microbiota fecal en este centro. El trasplante de microbiota fecal es una terapia en auge en los últimos años para el tratamiento de casos resistentes y recidivantes de colitis (trastorno que se produce cuando se inflama el intestino grueso) por la bacteria 'Clostridium difficile'.

Esta es la principal infección hospitalaria intestinal y se produce en pacientes con una microbiota intestinal alterada por tratamientos previos con antibióticos. La 'Clostridium difficile' está muy presente en hospitales y residencias de ancianos, es decir, donde hay "gente frágil", en palabras de Jordi Guardiola, jefe del Servicio del Aparato Digestivo del Hospital de Bellvitge.

"Cuando una persona ingiere una espora de este microbio no suele pasar nada, pero en algunos casos, sobre todo en los de quienes han tomado antibióticos, puede aparecer una colitis", explica el médico. Diarrea y dolor abdominal son los síntomas más frecuentes de la colitis, enfermedad también puede ser "muy grave" porque puede producirse una "dilatación del colon". Si es así, hay que operar y quitar esta parte del intestino grueso.

A menudo, sin embargo, la colitis puede tratarse con fármacos, pero en uno de cada cuatro casos esta reaparece y, una vez sucede esto, la única opción altamente efectiva es el trasplante de microbiota fecal, que consigue el éxito en aproximadamente un 90% de casos. 

Una dificultad de este trasplante es el largo proceso de selección y procesamiento de la muestra, y según destaca Guardiola, "tres de cada cuatro potenciales donantes son descartados en un proceso de selección muy exigente". 

Así, explica este médico, se descartan personas con condiciones como la diabetes o la obesidad, o cualquier patología crónica, así como los portadores de gérmenes multirresistentes o patógenos en las heces. Se trata de una tarea que puede durar semanas y que significa un "considerable retraso" en el inicio del tratamiento.

La misión del banco de heces es acelerar los pasos proporcionando a los médicos de forma inmediata muestras de heces congeladas.

El trasplante de microbiota fecal

El Hospital de Bellvitge es uno de los centros punteros en el trasplante de microbiota fecal, intervención que realiza desde el 2014. Esta consiste en la transferencia al colon de una donación de heces (a través de una colonoscopia o de una sonda nasoglodeal). La muestra de heces transferidas ha estado previamente sometida a tratamiento y filtraje con el objetivo de que la microbiota implantada ayude a restaurar las bacterias beneficiosas que han sido reducidas o eliminadas por el uso de antibióticos. Se trata de un tratamiento eficaz y seguro.

Las donaciones al banco de heces del Hospital de Bellvitge son totalmente altruistas y se captan principalmente entre familiares de afectados. Sus impulsores esperan poder ampliarlo en un futuro a un ámbito territorial más amplio y a otras indicaciones potenciales de estos trasplantes.

Además, con el objetivo de implementar un banco que dé servicio a todo el territorio y ayude a regular y estandarizar el tratamiento, recientemente se ha construido el grupo de trabajo Banc de Microbiota de Catalunya con la participación de muchos hospitales de todo el territorio.