Ir a contenido

Proyecto Europeo

Can Ruti valida una nueva escala que mejora la predicción de riesgos respiratorios posoperatorios

El estudio ayuda a afinar las medidas adoptadas antes, durante y después de una intervención

Operación quirúrgica en el hospital Can Ruti de Badalona, el pasado enero.

Operación quirúrgica en el hospital Can Ruti de Badalona, el pasado enero. / JOAN CORTADELLAS

El Hospital Germans Trias i Pujol (Can Ruti) de Badalona ha liderado un proyecto europeo que ha validado una escala que predice con mayor precisión el riesgo de problemas respiratorios posoperatorios, que es la complicación más frecuente y la principal causa de muerte tras una intervención quirúrgica.

La escala consta de siete ítems sencillos de calcular que permiten clasificar al paciente según tres grupos de riesgo, lo que afina más la predicción del riesgo y ayuda a mejorar las medidas adoptadas antes, durante y después de la operación.

El estudio, que se publica este viernes en la revista científica 'Anesthesiology', ha sido llevado a cabo por los especialistas del Servicio de Anestesiología y Reanimación de Can Ruti y ha contado con la colaboración de 63 centros de 21 países europeos.

Según ha informado el hospital badalonés, casi un 8% de las personas operadas en Europa sufren este tipo de complicaciones, que sobre todo se concretan en insuficiencia respiratoria o infección pulmonar.

Los médicos vieron que conocer su riesgo era necesario para actuar con antelación y reducir su incidencia y por eso los especialistas de Can Ruti han validado la escala, que lleva el nombre de proyecto ARISCAT y que estaba a prueba desde el año 2010.

Este año, Can Ruti ha validado la escala en un estudio que es el primero que valida internacionalmente una escala de estas características.

La escala, que los anestesiólogos pueden aplicar de forma sencilla en la consulta preanestésica con los pacientes, consiste en medir 7 ítems: la edad, la presencia de anemia en los análisis recientes, el tipo de intervención, su duración, la urgencia del procedimiento, las infecciones respiratorias previas y la saturación arterial de oxígeno.

Este último es el único ítem que requiere una pequeña prueba en la misma consulta, colocando un aparato en el dedo.

Más de 5.000 pacientes europeos aceptaron ser incluidos en el estudio, que ha confirmado que la escala funciona, una vez registrado si sufrieron o no complicaciones respiratorias posoperatorias y cómo evolucionaron.

El proyecto, que clasifica a los pacientes en 3 grupos en función del riesgo de complicaciones, ha ratificado que este riesgo depende en un 50% del estado de salud del paciente antes de la operación. El otro 50% hace referencia a las características de la intervención quirúrgica.

También ha detectado diferencias entre el riesgo de complicaciones respiratorias posoperatorias en función del área de Europa a la que se pertenezca, pero hace falta estudiar más esta cuestión para determinar sus causas.

Según los médicos de Can Ruti, el siguiente paso es concretar, en base a la experiencia, cuáles son las medidas más adecuadas a adoptar antes, durante y después de la intervención quirúrgica para minimizar el riesgo que la escala ayuda a afinar.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.