Heladería +18

J&B ha abierto en Madrid la primera heladería exclusiva para adultos. Su Gelatería, al lado del metro de Bilbao, ofrece una carta en la que el whisky es el protagonista y se puede comer. Preparan helados personalizables, polos, cócteles y una mezcla de estos dos últimos, los poptails, que dejan que un polo se vaya derritiendo poco a poco mientras bebes tu whisky.

Luis Hidalgo

Organizan además eventos de todo tipo, talleres, fiestas, afterworks, masterclasses… Todo en un ambiente cuidado al detalle, con una zona chill diseñada con arena en el suelo para terminar de darle el toque veraniego. La Gelateria J&B abre de lunes a domingo de 16 a 22h.

Restaurantes para adultos

Son muchos los restaurantes que prohíben la entrada a menores para un mayor bienestar de sus comensales. Es el caso del restaurante Miceli, en Baleares, cuyos dueños decidieron prohibir la entrada a menores de 12 años tras un tiempo recibiendo quejas de clientes por el alboroto montado por los niños que, según explican los dueños, chillaban y molestaban a comensales y camareros, especialmente durante los fines de semana. El restaurante es pequeño y familiar, en la casa mallorquina del siglo XIX donde la cocinera, Marga Coll, creció con sus hermanos.

La carta varía según la temporada y dependiendo de los productos que van adquiriendo cada día en el mercado de Inca. En ese mercado tienen también, desde diciembre de 2018, una barra sin mesa cuya oferta de comida se va escribiendo cada día en las pizarras. En Miceli se pueden escoger platos por separado o el menú degustación, otro de los motivos por los que decidieron prescindir de familias con niños pequeños, ya que al tardar más en servirse y comerse, a los niños se les hace muy largo. 

Casas sin niños

La Casa Vesta se puede reservar siempre y cuando todos sus ocupantes vayan a ser mayores de 14 años. Tiene capacidad para 16 personas, con 6 habitaciones dobles con baño individual y 2 dobles superiores, que son más grandes y tienen una terraza privada de 33m2, bañeras de hidromasaje y mobiliario más exquisito. Sus jardines y salones también se pueden reservar para eventos de todo tipo. La casase encuentra en el municipio de Zufre, en Huelva, un entorno de interés cultural en el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche.

 

Surf para mayores de edad

A 10 minutos de la bahía de Zarautz se encuentra el Zarutz Surf Camp, un camping para adultos que ofrece actividades de todo tipo. La reserva incluye un desayuno y una clase de yoga matutina, y proporcionan también un almuerzo para llevar a la playa, donde se dan dos horas de clases al día, con sesiones en el agua garantizadas. Si las condiciones no son propensas para el surf, se organizan otras actividades deportivas como snorkel, voleibol, caminatas y hasta salto de acantilados.

Zachary Shea

Para los más fiesteros, tienen descuentos en bares y discotecas de la zona, y por un precio extra se puede contratar un servicio de transporte para ir a San Fermín en julio. En cuanto a las cabañas, ya están montadas y listas para su uso, siendo suficientemente espaciosas como para poder estar de pie. Incluyen electricidad y luz, colchones hinchables, ropa de cama y almohada, y son compartidas entre dos o tres personas, en función de lo que varía el precio. No se permite la entrada de vehículos ni caravanas continentales, y las mascotas también están prohibidas.

Vuelos en calma

La aerolínea pionera en reservar asientos exclusivos para adultos fue Malaysia Ailines, pero son muchas las que se han unido a esa tendencia que tiene como fin garantizar un vuelo tranquilo para sus pasajeros. Otra compañía asiática, Air Asia, tiene también una Quiet Zone, en la que, por 25 euros más, los asientos que siguen a los de primera clase podrán ser ocupados únicamente por mayores de 10. Scoot Airlines, con sede en Singapur, reserva un total de 41 asientos en su zona ScootinSilence para mayores de 12 años, y no permite que los niños viajen solos. A pesar de las críticas que reciben, parece que este servicio llama la atención de muchos clientes, y cada día más compañías se suman a la moda, como la india lowcost IndiGo. Algunos aprovechan esta ola anti-niños para proporcionar un servicio totalmente contrario, como es el caso de Etihad de Emiratos Árabes, que facilitan servicio de niñeras.