Protesta independentista

Òmnium y la ANC cuelgan pancartas contra el Rey en los aledaños de la Seat

  • Paluzie asegura que detrás de la visita del Rey y Sánchez hay una "operación de Estado" porque "se aprovechará la crisis para hacerse fuerte en Catalunya"

Protestas por la visita del Rey y Pedro Sánchez a la Seat en Martorell.

Protestas por la visita del Rey y Pedro Sánchez a la Seat en Martorell. / MARC VILA

Se lee en minutos

El independentismo vuelve a protestar contra la visita del Rey. Felipe VI y del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, han acudido este viernes a la planta de Seat en Martorell (Baix Llobregat), para dar un espaldarazo al tejido automobilístico empresarial, y Òmnium y la ANC han querido recibirle con cuatro pancartas en los aledaños de la nave contra el monarca bajo el lema 'Catalunya no tiene Rey'.

Los Mossos d'Esquadra han truncado su plan inicial. A las nueve de la mañana, cuando estaba previsto el montaje, los agentes han retirado dos pancartas visibles desde la autopista AP-7 y la autovía A-2 -la tercera no han llegado a colgarla y han mantenido la cuarta-, al tiempo que han desalojado a pie a la veintena de manifestantes que se encontraban en uno de los puentes argumentando el riesgo de distraer a los conductores. Los concentrados han respondido gritando consignas como "fuera las fuerzas de ocupación".

La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, ha asegurado a los periodistas que tenían autorización para su acción y, tras llamadas a la Conselleria de Interior, la policía catalana han permitido que se cumpliera con el propósito de las entidades soberanistas.

“Los operativos de orden público no tienen que ir nunca contra derechos fundamentales como la libertad de expresión”, ha espetado Paluzie. A su juicio, “el Rey nunca será bienvenido a Catalunya” porque “llamaba a las empresas para que se marcharan” tras el convulso otoño del 2017, y ha alertado de que “el Estado aprovechará la crisis para hacerse fuerte en Catalunya para reforzar su poder” con la gestión de los fondos europeos, mientras “desde el Govern lo irá viendo pasar”. "Estamos ante una operación de Estado de un cinismo espectacular", ha remachado.

Noticias relacionadas

Por su parte, el secretario general de la Intersindical-CSC, Sergi Perelló, ha asegurado que hay que seguir protestando porque “Catalunya no tiene Rey y nunca ha hecho nada al servicio de la gente”. A su juicio, Felipe VI representa el “fraude” de la monarquía y la oligarquía en el “erario público” y por querer “mover uno de los pilares de la industria de nuestro país”, como es la Seat.

Los CDR, que habían convocado inicialmente en otro punto, han confluido con los que han acudido a la convocatoria de las entidades independentistas.