02 abr 2020

Ir a contenido

DEBATE DE INVESTIDURA

La CUP ve "sin recorrido" la mesa de diálogo entre gobiernos

Vehí tacha de "ingenuo" el acuerdo de Gobierno entre el PSOE y Podemos

Exige a Sánchez que vuelva a la senda de Suresnes con la autodeterminación

Xabi Barrena

Mireia Vehí (CUP) dice que la mesa creada por PSOE y ERC no tiene recorrido. / DAVID CASTRO / VÍDEO: ACN

Mireia Vehí subió al atril del Congreso con el ambiente en el hemiciclo aún caldeado tras la reacción de las tres derechas a la intervención de la diputada de EH Bildu, Mertxe Aizpurua. Lo cierto es que, si bien el tono general bajó unos tonos, hubo repuntes de  tensión cuando Vehí coincidió con la portavoz aberzale en que el discurso del Rey, el 3 de octubre del 2017, fue "autoritario".

Con todo, la intervención de la anticapitalista tuvo bastante calado prográmatico ya que se dedicó a detallar cada una de las medidas apuntadas en el pacto para un Gobierno de coalición entre PSOE y Podemos. La conclusión es que dicho acuerdo "o bien es ingenuo o bien busca engañar a los electores" porque, con los límites de gasto que impone Europa, dijo Vehí, poco de lo propuesto es viable.

Evidentemente, el eje principal de su discurso fue la situación catalana. Recordó Vehí que su fuerza había concurrido a las elecciones generales del 10-N con un programa basado en la "amnistía y la autodeterminación" y que fallarían a sus electores si dieran apoyo "a un programa de Gobierno que no incluya" ambos preceptos.

En esta línea, la anticapitalista reclamó al presidente en funciones, y líder del PSOE, que su partido vuelva "a Suresnes", en referencia al municipio del conurbano parisino donde se celebro, en 1974, el congreso del partido socialista que cambió la orientación política de la formación y que, en el undécimo y último punto de la declaración política que emanó, defendía el derecho a la autodeterminación de los "pueblos ibéricos".

Desconfianza

Además, mostró su "desconfianza, por otro lado, como expresó el sábado el propio Gabriel Rufián" a que la mesa de diálogo pactada entre el PSOE y ERC pueda tener algún resultado palpable. "El diálogo sin poner en cuestión el régimen del 78 no tiene recorrido", apuntó. Con todo, aseveró que si de ese diálogo nace un acuerdo que es "refrendado por la ciudadanía catalana" le dará apoyo.

En la réplica, Sánchez acusó a la CUP de moverse "en la comodidad", por cuanto se ufanaba ella de ser "antisistema", pero no se implicaba dando apoyo a un gobierno de coalición progresista para cambiar las cosas.