'caso nóos'

El Supremo confirma el segundo grado a Diego Torres, exsocio de Urdangarin

La Sala Segunda también ratifica que no se le aplique el 100.2 del régimen penitenciario por falta de datos

Por su parte, la fiscalía ha recurrido la ampliación de los permisos de salida del yerno del Rey

Diego Torres, en junio del 2018, cuando ingresó voluntariamente en la cárcel de Brians 2.

Diego Torres, en junio del 2018, cuando ingresó voluntariamente en la cárcel de Brians 2.

1
Se lee en minutos
Ángeles Vázquez

El Tribunal Supremo ha confirmado el segundo grado penitenciario en el que el exsocio de Iñaki Urdangarin Diego Torres fue clasificado por los Serveis Penitenciaris. El alto tribunal rechaza su recurso contra el auto de la Audiencia de Palma de Mallorca que ratificaba los del juzgado de Vigilancia que le impedían salir de la cárcel de Brians 2, en la que cumple una condena de cinco años y ocho meses por el 'caso Nóos'.

El Supremo considera que no existe contradicción entre la resolución que le mantiene en segundo grado y las decisiones adoptadas en relación con otros presos que alegaba Torres en su recurso de casación para unificación de doctrina. El socio del yerno del Rey, al que sí se autorizó salir de prisión para colaborar con una oenegé, alegaba la lejana fecha de los hechos y el esfuerzo y la voluntad de reparar el perjuicio causado. 

Ausencia de datos

Noticias relacionadas

Torres abogaba, además, por la aplicación de un sistema mixto de cumplimiento basado en el artículo 100.2 del Reglamento Penitenciario, que en la práctica puede resultar equivalente a un tercer grado, al permitirle ir solo a la prisión a dormir. La Sala le responde que "la ausencia de datos sobre el penado, debido al escaso tiempo de observación sobre el mismo, junto al resto de los abundantes aspectos que se valoran expresamente en el auto del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria y en el de la Audiencia, no solo aconsejan la clasificación en segundo grado, sino que también impiden la configuración de un régimen mixto" previsto en el 100.2.

Por otra parte, la fiscalía ha informado en contra de que Urdangarin pueda abandonar la cárcel de Brieva (Ávila) tres veces por semana para atender a personas con discapacidad, en lugar de las dos concedidas originalmente.