Ir a contenido

LOS AUDIOS DE LAS DECLARACIONES DE LOS TESTIGOS

Jordi Jané, en el Supremo: "No compartía un escenario con un contexto de no acuerdo"

El 'exconseller' defiendió la profesionalidad de los Mossos y rechazó escenarios unilaterales

Albert Batlle narró al juez su renuncia ante Forn: "Te lo voy a poner fácil, aquí tienes mi carta de dimisión"

Ángeles Vázquez / Vanesa Lozano

Declaración de Jordi Jané.

El exconseller de Interior Jordi Jané volvió a desmarcarse de la vía unilateral en su declaración ante el juez del Tribunal Supremo (TS) Pablo Llarena del pasado 30 de enero. Durante una hora, defendió que, mientras ostentó su cargo, siempre pensó que el referéndum podía convertirse finalmente en "una consulta pactada". Jané relató en su declaración como testigo, a la que ha tenido acceso EL PERIÓDICO, que cesó de su cargo en julio del 2017 "tras una reflexión de índole personal", coincidiendo con el cambio del responsable de Empresa, Jordi Baiget. "Por mi forma de ser, no compartía un escenario de Gobierno en el cual pudiese llegar a haber un contexto de no acuerdo", declaró.

A preguntas del fiscal, Jané negó su participación en la organización de ninguna movilización ni acto para el referéndum y rechazó haber coordinado o estado al tanto de la intervención de los Mossos d'Esquadra en el 1-O. "Siempre he defendido que los Mossos son una fuerza y cuerpo de seguridad del Estado y tienen el deber de cumplir la ley y hacerla cumplir", subrayó.

Y añadió: "Cuando los Mossos actúan en un operativo, alguien podría pensar que el 'conseller' está diseñando ese operativo, pero le aseguro que, por lo menos en mi caso, no es así, hay una autonomía muy importante del cuerpo de los profesionales que son los que entienden en el ámbito de la seguridad”.

Sin contacto con Puigdemont

La acusación popular del caso, ejercida por la formación política VOX, preguntó a Jané si había contactado con Carles Puigdemont o con alguno de los exconsellers "fugados" desde que estos se marcharon de España; algo que Jané negó, aunque con matices: "No he estado en Bruselas ni he hablado con ninguno por teléfono. Quizá les felicité las fiestas navideñas, pero tengo la sensación de que no me han devuelto el mensaje".

La renuncia exprés del exdirector general de los Mossos

Albert Batlle, por su parte, que fue director general de los Mossos d'Esquadra durante 37 meses y solo duró dos días con Joaquim Forn como conseller de Interior, explicó ante el juez el 31 de enero que este tomó posesión de su cargo el viernes 14 de julio y el lunes siguiente ya le presentó su renuncia. "Yo le digo: 'Te lo voy a poner fácil, aquí tienes mi carta de dimisión. [El encuentro] no duró más de dos minutos'", declaró haberle comunicado.

Declaración Albert Batlle

Según reflejan los audios, el fiscal Javier Zaragoza le pregunta insistentemente si su decisión responde a que durante el encuentro que mantuvieron tanto él como otros mandos operativos con el flamante conseller le propuso algo relacionado con el procés o el 1-O. Batlle es tajante: "Para nada". Y se remitió a las entrevistas que durante el fin de semana había concedido Forn, en las que decía que los Mossos debían facilitar la participación en la consulta: "[De ellas] intuí que tenía pensado montar su propio equipo".

Defensa de sus agentes

El fiscal continúa la declaración insistiendo en preguntar si alguien del Govern o de alguna institución le había pedido o sugerido que los Mossos tuvieran una determinada actuación en la jornada del pretendido referéndum. La respuesta de Batlle consiste en que "conversaciones, ha habido muchas en Catalunya" y en que "como director general", había "oído cosas", pero él atajaba "de principio cualquier especulación". Dejó claro que habría dimitido inmediatamente si le hubieran obligado a hacer cosas fuera de la ley. "No solo yo. El mando operativo lo tenía más claro incluso que yo", agregó en defensa de los agentes. 

También demostró que esa era su intención al ser preguntado directamente por el 1-O. Primero apeló a que su opinión al respecto era la misma que tendría cualquier ciudadano. Ante la insistencia de la fiscalía en el asunto, contestó que aunque no tenía "elementos de conocimiento" creía que el cuerpo de policía autonómica cumpliría "con las funciones que tenían que hacer".

Finalmente, el magistrado Llarena se interesó por "cómo se engrana lo técnico con cierta supervisión política, si es que la hay" en el campo policial, a lo que Batlle contestó en su paso por el Supremo que "el diseño operativo lo tienen que hacer los profesionales" y en los de "mayor complejidad", los que coinciden con grandes movilizaciones o procesos electorales, "se daba conocimiento al mando político", por lo que, como director general, estuvo presente en ellos. 

0 Comentarios
cargando