Ir a contenido

COMUNIDAD DE MADRID

Cifuentes no teme ser imputada en 'Púnica' por el contrato de la cafetería

La presidenta de la Comunidad reconoce que Aguirre no se lo puso "fácil" y que la corrupción afectó a su Gobierno

El Periódico / EP

 Fotografía facilitada por la Comunidad de Madrid de su presidenta Cristina Cifuentes.

 Fotografía facilitada por la Comunidad de Madrid de su presidenta Cristina Cifuentes. / EFE

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha admitido este lunes que la expresidenta del PP de Madrid Esperanza Aguirre no se lo "puso fácil" en la campaña electoral de 2015 y ahora quiere repetir como candidata en 2019 para que los ciudadanos puedan valorar su gestión.

En una entrevista con la 'Cadena Ser', Cifuentes ha recordado cómo fue la última campaña: "Cuando me presenté a las elecciones la verdad es que fue todo muy rápido. Yo estaba en la Delegación del Gobierno, me avisaron para decirme que iba a ser candidata, apenas tuve tiempo de montar un equipo, apenas tuve tiempo de hacer una campaña en condiciones", ha dicho.

Sin embargo, entiende que ahora las cosas "serían diferentes" porque conoce "más la Comunidad de Madrid", conoce "mejor las necesidades de los madrileños" y ahora sí se puede presentar "ante los madrileños con un balance de gestión". Por eso, ha reiterado la idea de que si su partido la elige, la gustaría volver a repetir y ser la candidata del PP a la Comunidad.

No tiene "temor" a ser imputada

Cifuentes ha asegurado que no tiene ningún "temor" a resultar imputada por el contrato de la cafetería de la Asamblea de Madrid siendo ella vicepresidenta del Parlamento madrileño, asunto incluido en la trama 'Púnica', porque es algo que "no puede ocurrir".

"No tengo ningún temor porque yo sé que aquello se hizo conforme a la legalidad en todo momento", ha indicado al ser preguntada por si teme que el juez decida citarla como investigada por la adjudicación del servicio de la cafetería al empresario Arturo Fernández.

Cifuentes ha explicado que ella presidía, como vicepresidenta de la Asamblea, las mesas de contratación, "como ha ocurrido siempre", antes de ser ella vicepresidenta y "ahora es exactamente igual" porque"el vicepresidente primero preside las mesas de contratación".

Preguntada por qué haría en el caso de que si resultara imputada, ha reiterado que "eso no va a ocurrir". "Es que eso no puede ocurrir. Yo ni me lo planteo porque no puede ocurrir. O sea, uno es investigado judicialmente cuando realmente ha cometido un hecho incorrecto, pero cuando todo se ha hecho conforme a la legalidad, cuando los informes técnicos lo avalan, pues es que es una hipótesis que yo ni me planteo siquiera, por mucho que algunos que algunos les encantaría", ha añadido.

Admite que la corrupción afectó a su Gobierno

Por otro lado, la presidenta de la Comunidad de Madrid ha admitido que los últimos casos de corrupción en Madrid han afectado "mucho" a su acción de Gobierno. Preguntada por cuánto se ha podido ver resentido su trabajo, ha indicado que "mucho porque es muy complicado gobernar, es muy complicado gestionar".

"Es muy complicado dejarte la piel trabajando para intentar solucionar problemas, sacar las cosas adelante y que toda la acción de Gobierno, o prácticamente toda, al final pues queda completamente diluida cada vez que hay un caso de corrupción. Y es verdad que los casos de corrupción que hemos conocido en Madrid, todos ellos, son de Gobiernos anteriores: Gürtel, Púnica, Lezo...", ha enumerado.

No obstante, ha reconocido que son casos del Partido Popular y por tanto, "por mucho" que en su Gobierno "no haya habido en estos dos años y medio ni un solo caso de corrupción", todos estos casos afectan. "¡Cómo no nos van a afectar si la gente está harta de ver políticos corruptos y desgraciadamente la corrupción, yo siempre lo digo, es algo que existe en política!", ha exclamado.

Sobre la victoria de C's en Catalunya

Preguntada por si cree que lo ocurrido en Catalunya con Ciudadanos es extrapolable a Madrid y por si teme una victoria de la formación naranja en la Comunidad dentro de dos años, Cifuentes ha indicado que cree que no va a ocurrir porque son circunstancias diferentes.

"Las elecciones en Catalunya se han producido en unas circunstancias muy especiales, muy excepcionales, y creo que ahí el hecho de que el Gobierno de España del PP haya tenido que tomar decisiones complicadas como la aplicación del artículo 155 ha tenido un coste electoral, indudablemente, pero yo también creo que en Gobierno de España en ese momento estaba pensando más en los intereses de España, en los intereses de Catalunya, más allá de los intereses partidarios", ha indicado.

"En Madrid no va a ocurrir"

"Pero creo que en Madrid eso no va a ocurrir porque en Madrid el voto útil es el voto del Partido Popular, es el partido que hoy por hoy representa el centro político, que estamos gobernando con fiabilidad, que estamos consiguiendo que España y que Madrid salga adelante económicamente y sobre todo que estamos haciendo una política social indudable", ha dicho.

En este sentido, no tiene "ningún temor a Ciudadanos ni a ningún otro partido". "Creo que nosotros tenemos que ir a lo nuestro que es a gobernar, a intentar hacerlo lo mejor posible a intentar meter la pata lo menos posible e intentar solucionar los problemas de los ciudadanos más allá de crear otros nuevos", ha añadido.