PARLAMENTO EUROPEO

Juncker elude referirse a Catalunya en el discurso del Estado de la UE

Terricabras pide a la Comisión Europea que medie con el Gobierno español para que pueda celebrarse el referéndum

El presidente de la Comision Europea  Jean-Claude Juncker preside el debate del estado de la Union en Eurocamara en Estrasburgo.

El presidente de la Comision Europea  Jean-Claude Juncker preside el debate del estado de la Union en Eurocamara en Estrasburgo. / EFE / MATHIEU CUGNOT

3
Se lee en minutos
Josep Saurí / Estrasburgo (enviado especial) / Silvia Martínez (Bruselas)

El presidente de la Comisión EuropeaJean-Claude Juncker, ha eludido este miércoles toda referencia a la situación en Catalunya en su discurso del Estado de la Unión ante el Parlamento Europeo en Estrasburgo. Tampoco ha hablado de ello en su turno de réplica --brevísimo, debido, según ha explicado él mismo, a que sufría un ataque de ciática-- a los grupos parlamentarios, varios de los cuales le habían pedido que se pronunciara.

No ha habido alusión alguna a Catalunya en su intervención, aunque pudiera parecerlo su mención a "la fuerza de la ley que ha sustituido al derecho del más fuerte" y a que "el Estado de derecho no es opcional en la Unión Europea (UE)". En el contexto de su discurso, iba más bien dirigida a Hungría y Polonia y sus diferencias con los tribunales de la UE. Fuentes del equipo de Juncker han aclarado que la cosa no iba con Catalunya: "No, porque ya hemos dejado clara nuestra posición en este tema y que no vamos a interferir. El presidente se refería al Tribunal de Justicia de la UE, instituido por los estados miembros como la más alta autoridad judicial para salvaguardat la legislación europea".  

“Las sentencias del Tribunal de Justicia de la UE hay que respetarlas en todos los casos. No respetarlas o no respetar la independencia de los tribunales nacionales equivale a desposeer de los derechos más básicos a los ciudadanos. El estado de derecho no es opcional en la Unión Europea. Es una obligación. Nuestra unión no es un Estado pero es un Estado de derecho”, han sido las palabras de Juncker

"Un problema europeo"

Pero la crisis política abierta en España sí se ha colado en el debate. En el turno de intervención de los grupos, tanto Josep Maria Terricabras (ERC) como Esteban González Pons (PP) han reclamado abiertamente a Juncker que se mojara. "No pido que la Comisión se pronuncie sobre la independencia de Catalunya, esto corresponde a los catalanes. Sí le pido que medie con el Gobierno de España a favor de un acuerdo sobre el referéndum", ha dicho Terricabras. "Como si fuera un delito votar, la reacción del Gobierno de España ha sido la denuncia judicial contra la presidenta del Parlament y parlamentarios, amenazas al Govern, a más de 1.000 cargos públicos y a los  medios de comunicación catalanes para que no hablen ni actúen en favor del referéndum. Eso son ataques claros e inaceptables a la libertad de expresión", ha afirmado el representante de ERC, quien junto a otros eurodiputados catalanes ha presentado una pregunta parlamentaria a la Comisión a raíz del requerimiento del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya a TV-3.

Terricabras ha preguntado a Juncker "por qué no interviene la Comisión para defender la libertad de expresión" en Catalunya. "En otros países seguramente lo haría", ha remachado.

Izaskun Bilbao (PNV) se ha sumado a la petición de mediación, al igual que los nacionalistas flamencos, de la mano de su representante Mark Demesmaeker. Para Bilbao, "cuando se intenta sofocar, sin política, sin diálogo" la cuestión catalana se crea "un problema  europeo", ante el que Bruselas debe intervenir para facilitar "una salida política".

Unidad española, unidad europea

González Pons, por su parte, ha recordado a la Comisión que "defender la Constitución y la unidad de un país miembro es también defender la unidad europea". "En mi país, en una región se está atacando la Constitución. El nacionalismo se expande y se contagia como un virus", ha clamado, y ha concluido afirmando que "el Estado de derecho nace de la libertad individual pero crece y vive gracias a la ley y a los tribunales de justicia".

Noticias relacionadas

En la misma línea se ha pronunciado el socialista Juan Fernando López Aguilar, para quien "la negación de la ley es la negación de Europa, y eso vale para Hungría, Polonia y Catalunya". La ciática de Juncker no dio opción a que ninguno de ellos obtuviera respuesta.

En respuestas parlamentarias, la Comisión Europea sí se ha pronunciado repetidamente en el sentido de que este es un asunto interno de España y de que, en todo caso, la independencia supondría la salida automática de Catalunya de la UE. Más explícito fue el presidente de la Unión Europea, Antonio Tajani, la semana pasada en su respuesta a una carta de la eurodiputada de UPyD Beatriz Becerra: "Cualquier acción contra la Constitución de un estado miembro es una acción contra el marco jurídico de la Unión Europea", afirmó.