Ir a contenido

Aguirre ofrece a Rajoy dar un paso atrás si permite un congreso urgente del PP de Madrid

La dirigente conservadora sabe que la dirección nacional se opone a la celebración de congresos antes de las generales

PATRICIA MARTÍN / MADRID

Aguirre (izquierda) y Cifuentes, en el Comité Ejecutivo Federal del PP de este martes por la mañana.

Aguirre (izquierda) y Cifuentes, en el Comité Ejecutivo Federal del PP de este martes por la mañana. / AGUSTÍN CATALÁN

La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, ha ofrecido este martes a Mariano Rajoy dar un paso atrás si permite la celebración en Madrid de un congreso extraordinario "lo antes posible" en el que se "refunde" el PP madrileño y se elija la estrategia y a los dirigentes con una especie de primarias en las que cada militante tenga un voto.

Aguirre sabe que la cúpula del PP no quiere que se celebren congresos regionales antes de las generales, para no abrir la discusión entre futuros aspirantes y dividir así el partido a las puertas de unas elecciones y para que en estos congresos no se cuestione la estrategia de Rajoy.

De ahí que el ofrecimiento de Aguirre sea una especie de reto hacia el presidente del Gobierno y el partido, con el que pactó que soltaría las riendas del PP madriñelo si conseguía ser alcaldesa de la capital, pero no lo ha conseguido. Lo que no ha aclarado la 'lideresa', en la reunión del comité ejecutivo del PP regional, es lo que hará si Génova no cede a su pretensión de hacer un congreso extraordinario antes de los comicios.

Las opciones de Cifuentes

En el PP la idea más extendida es que Aguirre, tras su fracaso electoral, no podrá continuar y lo más lógico es que asuma el poder Cristina Cifuentes quien, gracias a un acuerdo casi cerrado con Ciudadanos, va camino de convertirse en la futura presidenta de la Comunidad de Madrid y por tanto la 'baronesa' autonómica con más poder, dado que el PP solo tiene opciones de gobernar, además de en Madrid, en Castilla y León, La Rioja y Murcia.

Lo que no todos tienen claro en el partido es que Aguirre vaya a dar un paso atrás, como desea Rajoy y la cúpula del PP, sin pelea de por medio. De entrada, la dirigente conservadora ha señalado este martes, en una intervención en abierto ante el comité ejecutivo, que "podrá a disposición" de su fuerza política "toda su experiencia", aunque también ha señalado que "es la hora de la humildad y la responsabilidad de todos".

Asume los errores de la candidatura del PP

En esta línea, Aguirre ha reconocido que los resultados del PP madriñelo, que ha perdido más de 400.000 votos, han sido "especialmente negativos" y se ha atribuido parte de la culpa. "Es posible que en la campaña no haya aceptado con el tono", ha admitido, en referencia a que "polarizó" todas las críticas en Manuela Carmena y la convirtió en una especie de ídolo de la izquierda, lo que en su opinión ha contribuido además a que "algunos hayan rechazado" la candidatura del PP.

"Otro fallo -ha señalado- es no haber sabido identificar a los componentes de la candidatura de Carmona", en alusión al dimitido Guillermo Zapata y los otros concejales en cuestión. "Deberíamos haberlos dado a conocer a los madrileños", ha señalado.

Asimismo, ha reconocido que la corrupción les ha pasado factura, porque su respuesta "no ha sido todo lo contundente que los votantes exigían".

Las primarias y los cambios que exige Cifuentes

La candidata del PP a la Comunidad de Madrid, ha señalado, por su parte, antes que se conocieran las intenciones de Aguirre, que quiere plantear las primarias en el próximo congreso de su partido, tanto a nivel nacional como regional, y ha que cree que debe haber cambios en el PP de Madrid pero no antes de que se celebren las elecciones generales y el próximo congreso nacional.

"Tengo intención de plantear las primarias en el próximo congreso del partido tanto en Madrid como nacional", ha indicado Cifuentes, quien espera que el próximo jueves, en el comité ejecutivo nacional convocado por Rajoy se conozcan los cambios que quieren hacer y ver "cuál va a ser la estrategia" de cara a las próximas elecciones. "Nos jugamos mucho y es importante que el PP esté movilizado", ha dicho.

Sobre si considera que debe haber cambios en el PP de Madrid, Cifuentes ha indicado que sí pero que no ahora. "Creo que tiene que haber cambios en el PP de Madrid, sin duda alguna, pero los cambios se tienen que hacer cuando toca y llegue el momento", ha señalado en una entrevista con RNE.

Cifuentes pide un Congreso pero después de las generales

Y es que considera que ahora mismo, y en la situación en la que están, "con unas elecciones generales y un congreso nacional a continuación" con toda probabilidad, "anticipar un cambio en el PP no tiene mucho sentido". "Hay que hacerlo cuando corresponda", ha insistido Cifuentes, que cree que hacer lo contrario puede ser "perjudicial".

Sobre si Aguirre debe ser la presidenta del partido en Madrid pese a estar en la oposición en el Ayuntamiento, Cifuentes ha señalado que eso es algo que tiene que decidir el partido, pero ella cree que es la presidenta, que fue elegida en el último congreso y "mientras no llegue otro congreso" no ve "motivos para que haya un cambio en la presidencia".

"Sí creo que debe haber cambios en actitudes, comportamientos de todos, me pongo la primera, tenemos que mejorar muchísimas cosas y si no lo hacemos estaremos equivocándonos", ha sentenciado

0 Comentarios
cargando