14 jul 2020

Ir a contenido

SESIÓN DE INVESTIDURA

Cospedal anuncia el cierre de departamentos y la privatización de la tele de Castilla-La Mancha

La nueva presidenta autonómica suprime el Defensor del Pueblo, la Sindicatura de Cuentas, el Consejo Económico y Social y 22 direcciones generales

AGENCIAS / Toledo

La futura presidenta de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, ha confirmado en su discurso de investidura la supresión de la figura del Defensor del Pueblo regional, del Consejo Económico y Social, de 22 direcciones generales, de 52 altos cargos, de la Comisión Regional de la Competencia y, quizás, también de la Sindicatura de Cuentas.

Cospedal, en su primera intervención en la Cortes de Castilla-La Mancha, confirmó así mismo la futura privatización de la radio y televisión autonómicas (Rtvcm).

La futura presidenta de Castilla-La Mancha centró su discurso en la necesidad de acometer las medidas necesarias para crear "empleo, empleo y empleo", subrayó. Y aseguró que basará su programa de gobierno sobre cuatro pilares: honestidad, transparencia, austeridad y empleo.

El paro en Castilla-La Mancha es, según la EPA, de 216.000 personas, casi el 22% de población en edad de trabajar. Y el déficit, insistió, "supone el 1,7% de nuestro PIB, superando ampliamente el objetivo de déficit fijado en el 1,3% o que, al cierre de 2010 la deuda regional ascendía a 7.054 millones de euros, el 19,5% de nuestro PIB".

Cospedal no ahorró críticas al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, de quien dijo que somete "a toda España a un calvario porque no está a la altura de las circunstancias". Y le instó a convocar la Conferencia de Presidentes de Comunidades Autónomas y el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) con el fin de resolver "todas las dudas actuales en materia de financiación autonómica".